Hidrología en Suprema Corte . 67491 . 1 . 2 . 3 . 4 . 5 . 6 . 7 . 8 . 9 . 10 . 11 . 12 . 13 . 14 . 15 . 16 . 17 . . 69518, 519, 520 . 18 . 19 . 20 . 21 . 22 . 23 . 24 . 25 . 26 . 27 . . 70364 . 217 . . 70751 . 28 . 29 . 30 . 31 . 32 . 33 . 34 . 35 . 36 . 37 . 38 . 39 . 40 . 41 . 42 . 43 . 44 . 45 . 46 . 47 . 48 . . 71368 . 50 . 51 . 52 . 53 . 54 . . 71413 . 55 . 56 . 57 . 58 . 59 60 . . 71445 . 55 . 56 . 57 . 58 . 59 . . 71516 . 60 . 61 . 62 . 63 . 64 . 65 . . 71520 . 66 . 67 . 68 . 69 . 70 . 71 . 71521 . 71 . 72 . 73 . 74 . 75 . . 71542 . 76 . 77 . 78 . . 71614 . 79 . 80 . 81 . . 71615 . 82 . 83 . 84 . 85 . 86 . . 71616 . 87 . 88 . 89 . 90 . 91 . . 71617 . 92 . 93 . 94 . 95 . 96 . . 71618 . 97 . 98 . 99 . . 71619 . 100 . 101 . 102 . . 71413 . 103 . 104 . 105 . 106 . 107 . . 71743 . 108 . 109 . 110 . . 71808 . 111 . 112 . 113 . 114 . 115 . . 71848 . 116 . 117 . 118 . 119 . 120 . . 71857 . 121 . 122 . 123 . 124 . 125 . . 71908 . 126 . 127 . 128 . 129 . 130 . 131 . . 71951 . 132 . 133 . 134 . 135 . . 71936 . 136 . 137 . 138 . 139 . 140 . . 72048 . 141 . 142 . 143 . 144 . 145 . . 72049 . 146 . 147 . 148 . 149 . 150 . . 72089 . 151 . 152 . 153 . 154 . 155 . 156 . . 72404 . 157 . 158 . 159 . 160 . . 72405 . 161 . 162 . 163 . 164 . . 72406 . 165 . 166 . 167 . 168 . 169 . . 72512 . 170 . 171 . 172 . 173 . 174 . 175 . 176 . 177 . 178 . 179 . 180 . 181 . 182 . 183 . 184 . 185 . . 72592 . 186 . 187 . 188 . 189 . 190 . . 72832 . 191 . 192 . 193 . 194 . 195 . . 72994 . 196 . 197 . 198 . 199 . 200 . . 73038 . 201 . 202 . 203 . 204 . 205 . . 73114 . 206 . 207 . 208 . 209 . 210 . . 73147 . 211. 212 . 213 . 214 . 215 . . 73406 . 216 . 217 . 218 . 219 , 220 . . 73429 . 221 . 22 . 223 . 224 . 225 . . 73641 . 226 . 227 . 228 . 229 . 230 . . 73717 . . 231 . 232 . 233 . 234 . 235 . . 73748 . 236 . 237 . 238 . 239. 240 . . 74024 . 241 . 242 . 243 . 244 . 245 . . 45090 CABA . 246 . 247 . 248. 249 . 250 . 251 . 252 . 253 . 254 . 255 . 256 . 257 . 258 . 259 . 260 . 45232 CABA . 261 . 262 . 263 . 264 . 265 . 266 . 267 . 268 . 269 . 270 . 16191 CABA . 271 . 272 . 273 . 274 . 275 . . CCF4817 . 276 . 277 . 278 . 279 . 280 . . CAF21455 . 281 . 282 . 283 . 284 . 285 . . FSM 65812 . 281 . 282 . 283 . 284 . 285 . 286 . 287 . 288 . 289 . 290 . 291 . 292 . 293 . 294 . 295 . 296 . 297 . 298 . 299 . . FSM9066 . 300 . 302 . 302 . 303 . 304 . 305 . 306 . 307 . 308 . 309 . . FSM 38000 . 310 . 311 . 312 . 313 . 314 . 315 . 316 . 317 . 318 . 319 . 320 . . FSM 56398 . 321 . 322 . 323 . 324 . 325 . 326 . 327 . 328 . 329 . . JFCampana . 330 . 331 . 332 . 333 . 334 . 335 . 336 . 337 . 338 . 339 . 340 . CSJN . 341 . 342 . 343 . 344 . 345 . 346 . 347 . 348 . 349 . 350 . 351 . 352 . 353 . 354 . 355 . . 35889 patrimonios rurales 356 . 357 . 358 . 359 . 360 . 361 . 362 . 363 . 364 . 365 . 366 . 367 . 368 . 369 . 370 . . hidrolinea . . código 1 . 2 . . cartadoc fiscalFed . . cartadoc JuzgFed . . Cartadoc Scioli . . Cartadoc Massa . . Cartadoc Macri . . acceso al habitat . . nuevo paradigma 1 . 2 . 3 . 4 . 5 . . esacasoelagua . . interlocucion 1 . 2 . 3 . 4 . 5 . 6 . 7 . . . dragados . . tolosa 1 . 2 . 3 . 4 . 5 . 6 . . Ley 25688 . 1 . 2 . 3 . . discurso . . Ley particular . . decreto1069 . . ocsa . . dominios públicos . 1 . 2 . 3 . 4 . 5 . 6 . 7 . 8 . 9 . 10 . . al mejor derecho . . Ariza . . CAF . . index .

Denuncia ausencia de proceso ambiental, anticipa estragos

Sr Juez

Francisco Javier de AMORRORTU, por mi propio derecho y mis propias obligaciones, constituído mi domicilio en la calle Lisandro de la Torre esq. Bosch s/n., Del Viso, CP 1669, Prov. de Buenos Aires, e-mail famorrortu@telviso.com.ar , Tel 02320 475291, constituído domicilio legal en la Avd. Juramento 1805, 6º piso “c”, C.A.B.A., conjuntamente con mi letrado patrocinante Ignacio Sancho ARABEHETY, LE 17490702, CPACF T 40 F 47, IVA Resp. Inscripto, constituído domicilio electrónico bajo el Nº: 20 17490702 2, en la causa CAF 021455/2017, DE AMORRORTU, FRANCISCO JAVIER C/ AYSA SA Y OTRO S/PROCESO DE CONOCIMIENTO, en el Juzgado Contencioso Administrativo Federal Nº 12, a cargo de la Dra Macarena Marra Giménez, Sec Nº 23 a cargo del Dr. Carlos Alberto Mahia, a V.S. me presento y con respeto digo:

 

I . Objeto

Denunciar ausencia de proceso ambiental y anticipar estragos jamás pensados.

Denunciar las ruinosas consecuencias para los equilibrios de las dinámicas de salidas de las aguas del área de aprox. 100 Km2 que media entre el canal Emilio Mitre, y las riberas urbanas, entre el frente deltario y el Dock Sud, por darse a fundar allí los difusores del nuevo emisario de Berazategui, con el solo respaldo de los estudios de turbiedad para discernir sobre tres tipos de dragados para obrar la zanja donde instalarán sus conductos, sin considerar en ningún momento, los estragos en esas dinámicas provocados por la sedimentación de los 2,2 millones de m3 de efluentes diarios a la salida de las bocas difusoras.

Solicitar se respete el orden de aprecios que por presupuestos mínimos vienen indicados en los 4 enunciados del par 2º, del art 6º de la ley Gral del Ambiente, señalando que 1º tenemos que mirar por el equilibrio de las dinámicas de los sistemas ecológicos; en 2º lugar por sus capacidades de carga; recién en 3º lugar por los temas generales del ambiente y en 4º, por las sustentabilidades.

El modelar turbiedad de barros, no de efluentes, para no afectar la toma de agua de la planta potabilizadora Belgrano de Bernal ya super afectada por algo más que barros, va en tercer lugar y es tarea que no considera, ni resuelve, los debidos aprecios previos, a la irreparable afectación del equilibrio de las dinámicas de los flujos señalados, que van en primer lugar y se basan en un gradiente térmico de ligera menor temperatura que determina sus advecciones.

Esas sedimentaciones invertirán ese gradiente a poco que comiencen a precipitarse esos efluentes en la salida misma de esa zona, la más crítica del estuario, de la cual depende la sobrevida de la gran ciudad y cuyo destino mediterráneo ya debió haberse prospectivado hace décadas para imaginar sus interminables consecuencias. Preocupación que en video de 2 hs hube expresado hace 4 años

Solicitando para evitar estas consecuencias, que las salidas difusoras de este emisario prevean su cruce al otro lado del canal y se alinien con las proyecciones de los refulados del canal Emilio Mitre que ya conforman una estrecha área peninsular de muchos kilómetros, en parte aflorada, en parte sumergida.

Denunciar tanto a AySA como al Banco Mundial, por avanzar sin cumplir con los presupuestos mínimos relativos al Proceso Ambiental y aportar EsIA con datos y modelos ajenos y/o irrelevantes para lo 1º que deben mirar y considerar.

 

II . De la incompetencia de la evaluación y declaratoria de impacto por parte del OPDS provincial

Del Informe Nº SFG1551, del Proyecto P105680 del Banco Mundial relativo al Estudio de Impacto Ambiental, de 363 págs., que con la firma de Claudia Nin aparece publicado el 14/3/2017, rescatamos la siguiente información por http://documents.worldbank.org/curated/en/136691489744557927 /text/SFG1551-V2-EA-SPANISH-P105680-Box402894B-PUBLIC-Disclosed-3-14-2017.txt 

El EsIA presentado fue aprobado mediante Resolución OPDS del 21/9/11, en el cual expresa:“Artículo 1: Declarar ambientalmente apto el Proyecto denominado “Plan director de Saneamiento Obras Básicas en la Cuenca Matanza Riachuelo – Planta de Pretratamiento y estaciones de bombeo”- a ejecutarse en la localidad de Dock Sud, Partido de Avellaneda, presentado por la firma Agua y Saneamientos Argentinos S.A., en el marco de la Ley n° 11.723”. … y agrega:  Este acto resolutivo no se ha expedido sobre la evaluación de los proyectos:·Desvío Colector Baja Costanera (CABA – Avellaneda),·y Emisario Subfluvial Rio de la Plata (Río de la Plata).

Por tal motivo se presenta este documento, que actualiza la información de ambos proyectos que han sido mejorados técnicamente al desarrollarse la ingeniería de detalle para minimizar posibles impactos e interferencias con las actividades que se desarrollan en el área, asimismo se solicita nuevamente que el organismo de aplicación para la evaluación del EsIA se expida sobre estos dos proyectos mediante la declaración de la D.I.A. o Acto Resolutivo correspondiente. 

Desconocemos si el OPDS ya hubiera evaluado y emitido esta DIA solicitada en este Estudio de Impacto Ambiental (EsIA) dado a conocer por el Banco Mundial el 14/3/2017; pero no dudamos en señalar que la competencia de esta obra es federal, pues afecta áreas que por compromisos en el Tratado Internacional del Río de la Plata e involucrar a la CABA, exceden con creces a la provincia. De aquí surge que esos EsIA, su evaluación, su DIA y el debido Proceso Ambiental con Audiencia pública incluída convocada por autoridad federal competente, aún no han sido encarados y comunicados en respeto a la ley 25675. 

El hecho de haber realizado el 7 de noviembre de 2008 un Taller de presentación preliminar del “Estudio de Impacto Ambiental del Proyecto de Saneamiento Ambiental de la Cuenca Matanza Riachuelo”, que tuvo lugar en el Salón Auditorio de Jefatura de Gabinete de Ministros, Julio A. Roca N°782 de la ciudad de Buenos Aires, por convocatoria de la Secretaría de Ambiente y Desarrollo Sustentable, no debe ser interpretado como un aval por parte de los asistentes al evento hacia las obras, sino como un derecho que deben ejercer las mismas para hacer conocer su opinión. Esto lo dicen ellos mismos.

Ese derecho está expresado por presupuestos mínimos y espera debido proceso. No es una gentileza de AySA, ni de Bergman, ni del Banco Mundial, aunque con estas galanterías todos ellos aparezcan corresponsables de estas faltas.

 

III . Del llamado a licitación para este emisario

http://www.construar.com.ar/2017/03/3359-emisario-planta-berazategui-3-977-milllones/

Esta noticia aparece publicada el 22/3/2017:

AySA convoca a la Licitación Pública Internacional SISTEMA BERAZATEGUI

EMISARIO PLANTA BERAZATEGUI (SC 495). Los trabajos a ejecutar consisten en:

a) La preparación del Proyecto ejecutivo y la Ingeniería de Detalle Constructiva, dentro del marco y límites establecidos en la documentaciónlicitatoria.

b) La provisión y transporte de los materiales, equipos y la mano de obranecesaria para la construcción y la puesta en marcha de Un Emisario Subfluvial de 7.500 metros de Longitud, con una longitud de difusión de 2.300 m.

c) Están incluidos todos los trabajos necesarios para que la obra en su totalidad que de total y correctamente terminada de acuerdo con su fin y en completa conformidad a la Ingeniería Detallada Constructiva aprobada y demás documentación contractual.

Este llamado fue la alerta para comenzar a estudiar las ausencias al debido proceso; las erradas y despistadas capturas de datos a cargar en las modelaciones sobre turbiedades generadas por el dragado de la zanja para instalar el tramo difusor; los despistes del modelo elegido sobre emisarios océanicos; las advertencias de este actor durante 11 años, tanto a la SSPyVNN, como al Secretario de Medio Ambiente de la Nación y al Ministro de la Producción Julio De Vido.

La secuencia de estas alertas vino expresada por la comunicación del Banco Mundial del 14/3/2017 dando cuenta de “su” informe de los EsIA. A esta comunicación siguió la de AySA del 22/4 dando cuenta del llamado a licitación y detallando sus contenidos. Como cierre de estos escenarios del lanzamiento, el 4/4/2017, el titular de la SSRHN, Ing Pablo Bereciartúa disertaba en el Centro Argentino de Ingenieros sobre el Plan Nacional del Agua. Sin embargo, de la ausencia del debido proceso ambiental del emisario y de la cuestión primordialdel área de vertidos y sus precipitaciones, ninguna noticia trascendió.

 

IV . Antecedentes de estos temas

Hace 11 años, las advertencias sobre la gravedad de vertidos de dragados de Hidrovía en la zona quedaron expresadas por parte de este actor en las siguientes presentaciones que obran en la Subsecretaría de Puertos y Vías Navegables:

Exp.SO1:0296326/06, Notas del 10/8/06 y 7/9/06; respuesta nota 304/2006;

Exp. SO1:0388920/08, Nota 179, 15/9/08. Respuesta Nota 1843 del 4/11/08;

Adicionales notas del 15/9/2008 y del 12/6/2009, por Exp. SO1: 0240030/09

La nota del 17/6/09 por exp SO1 0240200/09 y la nueva nota del 23/6/09 porExp. SO1: 0256216/2009 al no tener respuesta me movieron un 15/7/09 a solicitar un pronto despacho por Exp.  SO1: 0279243/2009; una nueva denuncia ese mismo día por  Exp. SO1: 0279228/09 y un nuevo reclamo por Exp SO1: 0280077/2009.

Reitero denuncias el 3/8/09por Exp SO1: 0307702/2009.

El 10/8/09 lo vuelvo a hacer por Exp.  SO1: 0316207/2009

Estas actuaciones son visibles por

http://www.alestuariodelplata.com.ar/jurisdiccion1.html

http://www.alestuariodelplata.com.ar/jurisdiccion2.html

http://www.alestuariodelplata.com.ar/jurisdiccion3.html

http://www.alestuariodelplata.com.ar/jurisdiccion4.html

http://www.alestuariodelplata.com.ar/jurisdiccion5.html

El 14/8/09 por falta de respuestas apropiadas traslado mis reclamos al Ministro la Producción De Vido por Exp: SO1: 328765/2009

El 21/8/09 amplio la denuncia al mismo expediente

El 25/8/09 abro nueva denuncia por Exp.: SO1: 0343949/09

El 1/9/09 abro denuncia al Secretario de Medio Ambiente Bibiloni

El 9/9/09 reitero denuncias a Bibiloni en el marco de estos antecedentes: SO1: 0343949/09; TRI-SO1:0049996/09; SO1: 0339257/09;  SO1: 0339264/09, Notas 19037, 19240, 19874 y 20593-US exp. 3739/09 SAyDS; SO1: 328765/ 09; Exp: SO1: 0316207/09; SO1: 0307790/09; S01: 45847/09; SO1: 0301718/08; SO1: 0279243 del 15/7/09; S01:0388920 del 15/9/08 y NOTA DNVN N° 1843/08.El 21/9/09 envio la carta documento Nº 058018138 solicitando pronto despacho a las 4 notas presentadas a De Vido.

El 1/10/09 presento nueva denuncia a De Vido, Bibiloni y Luján (SSPyVNN)

Estas actuaciones son visibles por

http://www.alestuariodelplata.com.ar/jurisdiccion6.html

http://www.alestuariodelplata.com.ar/jurisdiccion7.html

http://www.alestuariodelplata.com.ar/jurisdiccion8.html

http://www.alestuariodelplata.com.ar/jurisdiccion9.html

http://www.alestuariodelplata.com.ar/jurisdiccion10.html

http://www.alestuariodelplata.com.ar/jurisdiccion11.html

http://www.alestuariodelplata.com.ar/jurisdiccion12.html

¿Acaso el INA, o el OPDS, o la SSPyVN, o la SSRHN, o el CONICET, o las decenas de investigadores, físicos en dinámica costera, oceanógrafos, sedimentólogos,geólogos que trabajan en el Servicio de Hidrografía Naval, o la UBA o alguna otra institución aplicada a las ciencias hídricas miraron alguna vez este tema del equilibrio de las dinámicas de las aguas de estas áreas del estuario en estado catatónico y las sedimentaciones por capa límite térmica e hidroquímica?

Por el contrario, el Servicio de Hidrografía Naval a cuyo archivo hube concurrido en muchas oportunidades me prohibe desde hace tres años su acceso y me indica pedir la autorización de la ministra Garré. Hecha la solicitud, nunca me fue respondida. Hace unas semanas, un marino cuyo Padre fue titular de la Administración General de Puertos, se ofrece confiado por ser amigo del titular del SHN a interceder, pero vuelve sorprendido tras recibir la misma negativa.

Solicite V.S. develar estas cuestiones que tal vez le regalen anticipos de los ocultamientos de las delicadezas y compromisos que carga esa zona donde plantarán esas bocas difusoras e inmediatamente aguas abajo al Sur del Km 26.

Si V.S. o las áreas de la Administración pública relacionadas con estos temas, o el Banco Mundial reconocen algún otro actor con perseverancia en mirada, voz e imagen tan específica para estos temas estuariales, apreciaría conocerlo.

Ver 110 videos en “youtube, amorrortu” y “vimeo, amorrortu” con adicionales testimonios, la mayor parte referidos a estos temas de hidrología de planicies.

Puesto que parecería tener en sus manos los EsIA y el cumplimiento del debido proceso ambiental, solicítese al Banco Mundial su cumplimiento ¿A ver qué responden?, sin con lavado de manos de su irresponsabilidad o con mea culpas.

Tal vez en ese momento adviertan que no son ellos los que ordenan la convocatoria de audiencia pública, sino la autoridad de aplicación federal, al tiempo de dar a conocer esa misma autoridad convocante, los EsIA específicos sobre estas precisas materias, prestando particular atención al tema que pesa en el 1º de los enunciados del par 2º, del art 6º de la ley 25675: sedimentación por capa límite térmica e hidroquímica a la salida de los difusores tras un viaje a 18 m de profundidad y disociación inmediata, prolongada y garantizada.

La modelación matemática para evaluar turbiedades de 5 millones m3 de barros dragados, solo responden al 3º de los enunciados del par 2º, art 6º, ley 25675. Cuando de hecho, el vertido de efluentes disociados a lo pavo, es permanente, de 2,2 millones diarios, infinitamente más graves. ¿A qué y con quién jugamos?

Las 4 estaciones hidrometeorológicas aplicadas a generar datos para cargar “al modelo especial” con que estudiarían la turbiedad por dragados, son una burla al sentido común por la distancia de las capturas respecto de las áreas donde dragarán la zanja para instalar el tramo difusor y la irrelevancia de sus datos solo degustables al paladar mecánico.

No insistan el Banco y AySA en resolver ésto con etiquetas curriculares o con criterios mecánicos basados en olas, corrientes y vientos. Observen y hagan cumplir estas modelaciones con los soportes termodinámicos que carga la voz “ecosistema” definida en el glosario de la ley general del ambiente provincial 11723, que en el reciente informe Nº SFG1551 generado por Claudia Nin, funcionaria del Banco Mundial, aparece mencionada en primer término.

 

V . Comunicación pública y específica de este actor, contrastando el silencio de la autoridad de aplicación

Del 1º de Abril: http://www.alestuariodelplata.com.ar/emisarios11.html

Del 4 de Abril: http://www.alestuariodelplata.com.ar/emisarios12.html

Del 6 de Abril: http://www.alestuariodelplata.com.ar/emisarios13.html

Videos sobre el emisario de Berazategui subidos el 2 y 10 de Abril:

https://www.youtube.com/watch?v=UDNWmrHAY-Q&t=98s 

 https://vimeo.com/211323761

2º video: sobre los datos cargados a la modelación de los dragados

https://www.youtube.com/watch?v=UR-WNRXizZM&t=188s

https://vimeo.com/212504707

 

VI . Así decía en la expresión pública del 3 de Abril

Las décadas aplicadas a conformar planes maestros, planes directores, planes nacionales del agua de nuestros vertidos domésticos e industriales, reconocen seguimientos en el tema puntual de los emisarios de al menos una década en cientos de hipertextos y en una docena de capítulos en la página web http://www.alestuariodelplata.com.ar

Los debates sobre la conveniencia de una o dos plantas de tratamiento ya fueron resueltos y no es cuestión a revisar, salvo para oportunamente considerar el nivel de esos tratamientos mecánicos

El problema crucial y el más decisorio que aquí enfocamos es el del efecto transgresor del equilibrio de las dinámicas del estuario tras su deposición final mediante dos emisarios con longitudes y direcciones de salidas difusoras espantosamente mal planteadas por mecanicistas que se dicen expertos en cuestiones de intercambios de energías en áreas críticas que imaginan conocer por extrapolación de criterios ajenos por completo a las variables de peso.

La preocupación por este tema ya probó una década atrás estar en la agenda específica del Centro Argentino de Ingenieros y en oficios públicos los Ings Federico y Giménez dejaron trascender sus dudas respecto de la validez de los conocimientos de los expertos Philip Roberts y Gerhard H. Jirka por tratarse de cuerpos receptores que nada tenían en común con las dinámicas exhaustas de estas zonas del estuario. No es ésto lo que ya veremos señala Aysa

Reitero: mi preocupación no está en los venenos o aguas benditas que allí trasladen, sino en el fenomenal tapón sedimentario a las dinámicas que generarán en la misma salida de un área de aprox 100 Km2 que media entre el Emilio Mitre, las riberas urbanas, el frente deltario y el Dock Sud, que hace más de medio siglo ya lucían en estado catatónico

No hago incapié en cuestiones de carga másica, sino en las sedimentaciones inmediatas de estos efluentes provocadas por capa límite térmica e hidroquímica que jamás fueron prospectivadas con criterio termodinámico alguno por los mecanicistas de turno.

Las oportunidades de sumar experiencia con el emisario de Berasategui las perdieron. Jamás hicieron seguimiento de las sedimentaciones aguas abajo y en especial, aguas arriba de la salida de este emisario. Angel Menéndez puso sus narices una vez y nunca más siguió con el tema. De señalarnos lo ocurrido se ha ocupàdo la imagen satelital y no los modelos matemáticos.

La profundidad original del área elegida muestra hoy la radical gravedad de lo acontecido y es anticipo directo de lo que sucederá con los nuevos emisarios, contradiciendo las elementales paupérrimas mecánicas consideraciones de sedimentaciones por corrientes y vientos.

En esta misma materia de sedimentaciones jamás he visto mención y explicación alguna a los 8 cms que pierde de profundidad por año la boca del Riachuelo. Esta ceguera y silencio catecuménico responden a algo más que el no haber visto. Responden a un abismo al que les aterra descender.

Jamás acercaron enfoque y explicación termodinámica de la deriva litoral y de los acoples tributarios. Todo aparece desde hace siglos reducido a enfoque primario mecánico de ola oblicua y vientos.

La única graficación de flujos y transportes sedimentarios responde a trabajo de campo mediante seguimiento por las doce boyas con que cuenta Hidrovía para mostrar 6,5 Kms recorridos en 3,5 horas, ésto es, a razón de 1 nudo/h en dirección aprox 53°.

Sin embargo, después de 50 años no han alcanzado a entender el desastre generado por el canal Emilio Mitre por el ventury instalado en el arroyo Las Víboras robando energías a lo pavo a las antiguas salidas naturales del Paraná de las Palmas con consecuencias en la multiplicación de una deriva litoral que ha hecho estragos en desarrollos de labios peninsulares en las salidas tributarias al Norte e insulares en los entornos de Oyarbide y hasta en Timoteo Dominguez, que un siglo atrás jamás se mostraron activos.

Tampoco han entendido los límites ecológicos que en materia de equilibros termodinámicos plantean los dragados del Emilio Mitre y sus áreas de vuelcos. Así les va con sus US$ 400 millones anuales de costos de mantenimiento; sin considerar en estos balances los desastres que han armado aguas al Norte.

Si la experiencia y catecismos en materia de sedimentaciones que sostienen nuestros científicos es la que traducen en el entendimiento de lo que sucede en el Emilio Mitre, no querramos imaginar el nivel de versos marketineros que traducen los 1000 caracteres con que Aysa sostiene este proyecto.

Los gráficos presentados por el estudio de Halcrow de 1967 son bastante más ricos reflejando las dinámicas y sedimentaciones de estas áreas, a pesar que todo el estudio costó tan solo 100.000 libras esterlinas

El informe de Aysa a cargo del Ing Oscar Vélez señala que acopiaron información de 4 estaciones hidrometeorológicas sobre corrientes y vientos y con ellas asumieron el efecto sedimentario de ambos. Luego cargaron estos datos en un modelo “especial”, contrataron al Nº1 del mundo en emisarios y él fue quien avaló el proyecto y determinó sus longitudes para que no lleguen bacterias a las tomas de agua potable (enunciado 3º del par 2º del art 6º de la ley 25675)

La ingenuidad de estimar que ese Nº1 hijo dilecto de Newton, tiene experiencia concreta en materia de sedimentación por capa límite térmica en un estuario con profundidades paupérrimas que solo reconoce flujos “convectivos”, corre por su exclusiva cuenta, pero lejos está de conformar la responsabilidad y seriedad mínima que exigen estos temas, independientemente del incumplimiento palmario de la ley en materia de procesos ambientales puntuales y concretos

El estimar que son las corrientes y los vientos los principales determinantes de las precipitaciones sedimentarias, es la faceta que descubre su olímpica centenaria ingenuidad y algo más fresca ignorancia de lo que señala el glosario de la ley Gral del ambiente provincial respecto del carácter termodinámico natural abierto que carga la voz “ecosistema”.

La acreditación unívoca de modelos “especiales”, inválidos para tratar flujos convectivos y vuelcos de grandes volúmenes de efluentes, que tras un viaje a 18 m de profundidad reconocen sobradas diferencias térmicas para generar a su salida, por capa límite, precipitación sedimentaria violenta, no ha sido jamás mencionada, ni estimo que en el mayor secreto haya sido estudiada.

No existe en el planeta prueba alguna de la eficiencia de tal modelo y mucho menos, conformidad de las variables que le han cargado. Todos estos modelos son mecánicos, ninguno termodinámico y mucho menos aplicado a situaciones tan concretas y comprometidas como las áreas y direcciones de la zanja difusora y sus trascendencias sedimentarias en las paupérrimas dinámicas de estas áreas del estuario, llamadas a fundar el más nauseabundo lodazal en tiempo récord.

Jamás diseñaría salidas difusoras cruzando a 90º la dirección de los flujos del área de vertidos. Ésto solo lo hace quien estima que los vertidos sedimentarán lejos de estas salidas. Pues si estimara que sedimentarán cerca, se daría cuenta de la bruta barrera sedimentaria que se generará con esta obranza en la zona más crítica del estuario.

Esas bocas difusoras sedimentarán con una violencia que jamás fue inferida de lo nulo aprendido del emisario de Berasategui.

Es elemental alinear las salidas en el eje y dirección del sistema peninsular que arranca de los refulados del Emilio Mitre al Este para dejar liberado de presiones la salida de las críticas áreas estuariales interiores de aprox. 100 Kms2, infernalmente cargadas con todo tipo de compromisos urbanos, y que con sus 0,80 m de profundidad promedio ya merecen, con mínimas prospectivas, ser tildadas como horripilante lodazal jamás contemplado por Vélez y su número 1

Esa sedimentación es tan inevitable como el afloramiento de esas áreas. Y para ello hay que prepararse y es allí donde cabe enfocar la parte más crítica del plan para depositar nuestras miserias; ayudándolas a devernir nutrientes, y para ello incorporando a esta tarea dispersora no solo los flujos del Emilio Mitre, sino también los del Barca Grande que deberán concurrir a barrer la cara opuesta de esta larga península llamada a extenderse hasta 140 Kms del frente deltario.

Por lo tanto, la primera tarea a realizar en cualquier plan del agua que imaginen, es prospectivar el destino mediterráneo que más temprano que tarde les espera a las criaturas de esta gran ciudad, que no se salvarán por las alturas de sus torres, ni las garantías carentes del debido proceso de este plan.

Aprender algo de fenomenolgía termodinámica estuarial resulta elemental. Por ello, seguir durmiendo en conciencia mecánica, cuando deberíamos presentir la generación inevitable de la gran cloaca a cielo descubierto enfrente mismo de la gran ciudad en esos 100 Km2 que ya tienen pasaporte al infierno.

A esos 100 Kms2 los tienen que cuidar más que a sus familias y sus credos.

Del catecismo newtoniano que nunca desarrolló un capítulo especial para estas áreas, hacemos excepción de un balance de nutrientes de Jaime Menéndez y Natale de hace casi 20 años, al que deberían prestar ajustada consideración.

En especial, al capítulo donde, aún sin hablar de precipitación por capa límite térmica no contemplada en sus estudios, confiesan “la invalidación de hipótesis de dispersión en zonas estuariales fuertemente estratificadas por grandes gradientes de concentración de efluentes flotantes”.

Reitero que el problema medular al que reclamo considerar no es la calidad de los efluentes y sus tratamientos mecánicos a niveles que pronto advertirán innecesarios, sino el lugar y dirección de salida de los difusores de los emisarios para que busquen coincidir en un mismo eje y en medio de esos dos grandes corredores de flujo, separados por la emergencia gradual de las áreas peninsulares, que un día darán lugar a adicional deposición de RSU.

No advierto otra propuesta de mínima sensatez para empezar a considerar estos vertidos en el corto, mediano y larguísimo plazo no menor a los 100 años.

En estrecha sintonía con estos temas, de inmediato advertirán que los puertos de Buenos Aires y del Dock Sud tienen que encontrar pronto nuevo destino en estrecha mediación con el corredor de flujos que atraviesa la boca del estuario con eje en Punta Piedras-Montevideo.

La desocupación del Dock Sud que deberá se trasladado a las inmediaciones del nuevo puerto de aguas profundas, abre nuevas perspectivas a remediar infinidad de infiernos ambientales que se fueron sumando por siglos, más que por décadas.

La disociación térmica de órdago que plantean las profundidades del Puerto del Dock Sud a las hoy inexistentes dinámicas de salida de las aguas del pobre Riachuelo, es cuestión insuperable por otra medida que no sea el traslado del puerto y al obligado de todas las petroquímicas.

Por ello, el cierre de la actual boca del Riachuelo buscando devolverle a éste su salida natural al NO y así evitar el ingreso directo de las energías mareales, no resuelve sin embargo, el tema de disociaciones térmicas por las profundidades del puerto en un curso de agua que no supera el 1,25 m de profundidad promedio.

Sin enfocar estos temas desde fenomenología termodinámica estuarial, las recetas mecánicas en modelos de caja negra van a tributar inciensos a un Newton que parece ser hoy y desde hace 383 años el que extrapola con toda comodidad, energías inexistentes en flujos ordinarios en planicies extremas, al tiempo que ignora que el 23% de la energía solar que alcanza la tierra va aplicada al movimiento de los fluidos.

 

VII . De la expresión pública del 4 de Abril, que tras la presentación de esta denuncia giraré al Banco Mundial

Cumplo con el elemental deber de alertar sobre una monstruosidad que gracias a Vuestra colaboración financiera y “científica” están dispuestos a llevar a cabo, para transformar al área del estuario de aprox 100 Km2 inmediata vecina de la gran urbe, en un mortal lodazal a cuyos flujos, que ya hace 50 años se descubrían en estado catatónico, se ocuparán de crearle una barrera sedimentaria inefable en consecuencias, por la decisión de ubicación y dirección del conducto de salida de las bocas difusoras del emisario de Berasategui.

Vuestras irresponsabilidades vienen descubiertas en dos aspectos cruciales:

a) no haber evaluado con criterios termodinámicos como nuestras leyes lo indican y aceptado el informe de los técnicos en emisarios Philip Roberts y Gerhard H. Jirka, recomendados por Uds para dar indicaciones decisivas de la ubicación y dirección del conducto de las salidas difusoras, que tras un viaje a 18 m de profundidad y por capa límite térmica e hidroquímica sedimentarán de inmediato sus cargas en la salida de un área que ya reconoce poca profundidad y altísimos compromisos de enlaces termodinámicos y adicionalmente urbanos, siendo el caso que la experiencia de estos técnicos es mecánica y por completo ajena a ineludibles consideraciones de carácter hidroquímico y termodinámico.

b) dar por hecho consumado que esa unívoca opinión era definitoria y como tal les regalaba a unos y otros ahorrarse el proceso ambiental que para este caso particular y concreto nunca se formalizó por autoridad competente, ni hubieron desarrollado EsIA específicos para este tema puntual de trascendencia inefable.

Por cierto, estas irresponsabilidades son compartidas con los funcionarios locales a cargo de este proyecto, que reconoce no menos de una década de aprecios paupérrimos en este punto decisorio de la localización y dirección del conducto.

Estas advertencias están siendo elevadas a la Justicia Federal para llevar esta denuncia de Vuestro actuar sin considerar los presupuestos mínimos de rango constitucional sobre procesos ambientales en el marco de nuestras leyes generales del ambiente; tanto la ley nacional 25675, como la provincial 11723, en cuyo Glosario, figura la definición de la voz “ecosistema” cargando a todo estudio los ineludibles soportes termodinámicos arriba mencionados.

El día 22/3/2017 salió publicada la noticia del llamado a licitación pública para la construcción de este emisario, respecto al cual vengo haciendo advertencias en las más altas esferas de nuestra administración y justicia desde hace 11 años. Por ello estimo este oportuno presente para denunciar estas faltas procedimentales y criterios errados .

El silencio que siempre reinó como respuesta a ellas acerca pautas de nuestra cultura y de las consecuencias que en adición cargamos por “regalos” de intromisiones evaluatorias comparables, aunque con buena respuesta final de la Ofic. MICI del BID, visibles por

http://www.muertesdelaliviador.com.ar/bid2.html y http://www.muertesdelaliviador.com.ar/bid11.html

y la denuncia a grievances@worldbank.org  por el préstamo otorgado al engendro de otro emisario en cuenca del ex arroyo Vega, visible ésta por http://www.arroyomaldonado.com.ar/vega9.html sin aprecios a los tiempos de la justicia locales que recibiera la oportuna denuncia.

Ver exp C16191/14 en el Juzgado Contencioso Administrativo y Tributario Nº 14, sec Nº 27 de la C.A.B.A. y cuyo texto completo es visible por http://www.hidroensc.com.ar/incorte151.html

Esta denuncia lleva dos años detenida por compromisos de conexidad con los expedientes 45090/12 y 45232/12 actuantes en el Juzgado Contencioso Administrativo Nº 15, Sec Nº 39 de la CABA, estando el 45090/12 desde el 20/2/2016 en el Tribunal Superior de Justicia de la CABA, esperando ...

Las violaciones a los presupuestos mínimos allí señalados, conllevan prioridad en las claúsulas constitucionales por art 41 y 43 y por arts 240 y 241 del nuevo Código Civil y deben ser respetadas no solo por nuestras autoridades en el preciso orden que marcan esos presupuestos, (ver 4 enunciados del par 2º, art 6º de la ley 25675), sino también por este IADB  que no debe coparticipar en violaciones a procesos con evaluaciones irresponsables, ajenas e inoportunas.

Si no tienen tiempo nuestras autoridades para atender cuestiones judiciales, aún contando con una justicia adicta, no se sumen Uds a estas culturas corruptas que prohijan daños que no se resuelven con dinero, sino con ejemplos.

Exijan Uds al gobierno de la ciudad de Buenos Aires que respete o apure los tiempos judiciales si tuviera derechos para hacerlo y no deje para el olvido lo que corresponde al presente de los ejemplos.

No menos de un millón de caracteres he aplicado en estos años a este tema de los emisarios. Todo ello está publicado en la web en un centenar de hipertextos.

Ayer domingo 2/4/2017 hube de subir a yutube esta denuncia visible por https://www.youtube.com/watch?v=UDNWmrHAY-Q&t=98s 

Esta denuncia es visible por

http://www.alestuariodelplata.com.ar/emisarios11.html

http://www.alestuariodelplata.com.ar/emisarios12.html

Sin más por el momento que expresar, saludo atte,

Francisco Javier de Amorrortu

Una semana más tarde completo esta información con este html: http://www.alestuariodelplata.com.ar/emisarios13.html

Y con este adicional Video: “Emisario de Berazategui 2 con:

Observaciones al acopio de datos, al modelo y tema de estudio elegidos para decidir la suerte de la ubicación de los difusores del emisario de Berazategui

https://www.youtube.com/watch?v=UR-WNRXizZM&t=188s

https://vimeo.com/212504707

Ver también estas contribuciones a la siembra de criterios termodinámicos: http://www.alestuariodelplata.com.ar/inundaciones.html

 

VIII . Noticias del ACUMAR

 A continuación acercamos el vínculo a la versión del PISA MR “actualizado”, que surge de la decisión del Juez Federal de Morón de ordenar el diseño de un nuevo plan, tras dar por vencido el del 2010.

Ver esta novedad de 770 págs del 2/8/2016 por http://www.acumar.gob.ar/content/documents/8/5738.pdf

En ningún lado hace mención alguna al emisario de Berasategui. En el anexo de 14 rubros tampoco figuran los emisarios. Por el contrario, dedica varias páginas a manifestar su tristeza como “condenado”.

Estos lamentos sin duda despertaron la compasión de Macri que sacó al ACUMAR de la órbita del Min. de Medio Ambiente y lo pasó a órbita de Presidencia.

El Plan Nacional del Agua, ahora está en manos de Frigerio-Bereciartúa y los soportes de Aysa y del OPDS, que jamás en sus Vidas estudiaron las dinámicas de estas zonas críticas del estuario, ni prospectivaron sus fatales consecuencias.

Reconocen unos primeros EsIA aprobados mediante Resolución OPDS 21/9/11, con la aclaración de no haberse expedido sobre la evaluación de los proyectos: Desvío Colector Baja Costanera (CABA – Avellaneda) y Emisario Subfluvial Rio de la Plata: “Solicitando nuevamente que el organismo de aplicación para la evaluación de los EsIA se expida sobre estos dos proyectos mediante la declaración de la D.I.A. o Acto Resolutivo correspondiente”.

Los del ACUMAR por ese entonces señalaban, “que los objetivos de recuperación ambiental del Plan de Saneamiento Integral de la Cuenca Matanza–Riachuelo (PISA) estaban planteados con un criterio ecosistémico de intervención basado en la Gestión Integrada de los Recursos Hídricos”.

¿Cómo hablar de criterio ecosistémico si aún no han recalado en cómo se integran un tributario y el cuerpo de agua mayor que lo hospeda. Ni en cómo se integran 2,2 millones de m3 de efluentes diarios en un área con flujos en estado catatónico, que nada tienen que ver con modelos de criterios “oceánicos”?

Aún no han apreciado que las dinámicas del Riachuelo murieron en Abril de 1786 y siguen sin acreditar la ausencia de su certificado de defunción. En el nuevo PISA MR actualizado no dedican una sola línea a referir del primero de los 4 enunciados del par 2º, del art 6º de la ley 25675, que señala que 1º tenemos que mirar por el equilibrio de la dinámica de los sistemas ecológicos, en 2º lugar mirar por su capacidad de carga, su capacidad servicial, y recién en 3º lugar por los temas generales del ambiente, para en 4º lugar mirar por los siempre declamados discursos sobre sustentabilidades con el buey detrás de la carreta.

Nunca miran por el 1º; siempre van en directo al 3º. Así les va.

El uso de la palabra “ecosistémico” es parte de los recursos dialécticos con que la ciencia elude mirar por los enlaces termodinámicos entre ecosistemas aledaños. Juntar a Pablo y a Juan para hablar de estos temas no es un recurso "ecosistémico". Pero su uso como aderezo para maquillajes es moneda corriente.

Algún día tienen que dejar de pronunciar y abusar de este anzuelo “ecosistémico”, para comenzar a conceptualizar fenomenologías concretas de esos enlaces.

Mientras tanto, no le resultará fácil a la ciencia sacarse el peso que traduce su raíz indoeuropea *skei, escindir, cortar, to scint, science. Al carnicero nunca le interesará estudiar la vaca entera.

Este es el panorama de donde surge que ningún soporte de criterio serio y responsable se nos acerca como documento para reconocer los EsIA que caben al tema concreto de los emisarios, con especial atención a la ubicación y dirección del conducto de salidas difusoras, comprometidas con la sedimentación de 2,2 millones de m3 diarios de efluentes en áreas algo más que críticas.

Jamás miraron por esta cuestión. Al parecer, la opinión de expertos mundiales es la solución para seguir en la luna. ¿Se harán cargo ellos de las sedimentaciones y del lodazal nauseabundo que padecerá la gran urbe durante 200 años? ¿Serán los dineros de 100 Bancos Mundiales consuelo a ceguera centenaria?

El video presentado el 2 de Abril apunta a esta cuestión vital y elemental, que reitero, nunca fue reconocida en EsIA alguno y mucho menos debatida en audiencia pública en el marco de la ley 25675.

Por otra parte, no es el OPDS la autoridad de aplicación que cabe para convocar a audiencia pública para tratar este tema puntual, pues estas áreas y sus trascendencias recaen en marco algo más que federal.

Por lo tanto, la solicitud que hace AySA respecto de los emisarios para que el OPDS evalue y otorgue la declaratoria de Impacto Ambiental, es errada, aménde por completo ajena al no reconocer esta institución antecedentes de criterio alguno para tratar estas materias, ni competencia para darse a evaluar las trascendencias y DIA de este emisario, en especial, las cuestiones referidas a sedimentación por capa límite térmica e hidroquímica a la salida de los difusores.

El déficit de criterio para atender estos temas desde el ámbito de Nación, ha quedado probado por el abandono que hiciera el INA de los seguimientos del emisario corto de Berasategui que hubieran permitido sumar alguna experiencia

Lo mismo cabe expresar por los vuelcos de dragados al Sur del Km 26 del canal de acceso, decididos cuando Jan de Nul perdió en un incendio en Centroamérica su draga de corte que había sido derivada para hacer una changa y nunca más volvió. El Estado les prestó una de arrastre y tras consultar con un par de consultoras resolvieron volcar esos dragados en esta regíon crítica del estuario.

Nunca más volvieron sobre el tema a pesar de mis advertencias de no afectar esa región tan crítica del estuario, vital para la supervivencia de la gran ciudad.

 

IX . Modelación y acopio de datos. 6/4/2017

Referida la primera, a los efectos de considerar los efectos de la turbidez fruto de los dragados previstos para la zanja donde instalar el tramo difusor.

Los segundos explican los criterios con que recogen la información.

En itálica van nuestros comentarios. FJA, 6/4/17 

Video Emisario de Berazategui 2, con

Observaciones al acopio de datos, al modelo y tema de estudio elegidos para decidir la suerte de la ubicación de los difusores del emisario de Berazategui

https://www.youtube.com/watch?v=UR-WNRXizZM&t=188s 

Textos analizados

http://www.cimec.org.ar/ojs/index.php/mc/article/viewFile/4083/4009

P.A. TARELA, F. VAN AVERMAETE, E.A. PERONE Copyright © 2012 Asociación Argentina de Mecánica Computacional http://www.amcaonline.org.ar

MODELADO MATEMATICO HIDROSEDIMENTOLÓGICO TRIDIMENSIONAL DEL IMPACTO DE OBRAS DE DRAGADO

CCyA Ingeniería, Bruselas 1050, 1408, C.A.B.A. Palabras Clave: Hidrodinámica, Transporte de Sedimentos, Dragados, Impacto Ambiental

Resumen. El objetivo principal del proyecto fue predecir el impacto por turbidez sobre el Río de la Plata, como consecuencia de las operaciones de dragado que tendrán lugar para la construcción de los 2 mega emisarios subfluviales del conglomerado urbano de Buenos Aires.

Cada emisario requiere un dragado en zanja del lecho del río, que deberá realizarse utilizando una metodología que asegure que las tomas de agua para potabilización (más de 5 millones de personas) no sufran efectos de sobre turbidez, a la vez de mantener acotado el impacto en el cuerpo principal del río como consecuencia de la generación de plumas de turbidez.

Siempre pensaron en cuidar la salud de las personas; nunca en la salud del estuario. Nunca entendieron el sentido de respetar el orden expreso de los 4 enunciados del par 2º, del art 6º de la ley Gral del Ambiente, que señala:

1º mirar por el equilibrio de las dinámicas de los sistemas ecológicos; 2º, mirar por la capacidad de carga; recién en 3º lugar mirar por los temas generales del ambiente y en 4º lugar por las siempre declamadas sustentabilidades. Aquí ponen al 3º en el primer lugar y así el buey marcha detrás de la carreta. Para insistir en este orden inverso necesitamos el auxilio de Roberts, del Nº1 del mundo en emisarios "marinos" con garantía del IADB.

Por otra parte, el sentido de estudiar la dispersión de la pluma de barros dragados o refulados lo tendrían que haber evaluado cuando decidieron hace 12 años atrás volcar los barros dragados del Emilio Mitre al Sur del Km 26.

Al Ing. Gradowsik le bastó entonces con su etiqueta curricular. Ahora tenemos la de Roberts. ¿Por qué no nos cuentan cuáles fueron los resultados de esos vuelcos, así proyectamos con apoyo de la experiencia en estos barros justo aguas abajo de estos difusores proyectados?

¿Por qué no nos cuentan por qué están gastando más de US$ 400 millones anuales de dragados de corte y de arrastre en el mantenimiento del Emilio Mitre y nunca dan abasto?

Si dicen tener experiencia en sedimentaciones de materias que por su origen y temperaturas de vuelco no aparecen demasiado disociadas, ¿por qué no darles una mano a los Hidrovía que se están volviendo locos, aunque contentos porque Papá Estado pone todo el dinero que piden?

Si bien esta modelación tuvo el sentido de alertarlos para evitar que estos difusores reclamaran de una zanja y hoy se prevean por tunel, la importancia primera que nunca miraron era por la salud de las dinámicas de estas zonas del estuario, por descargas de cantidades y calidades inefables de materias que nada tienen en común con éstas que intervienen en sus cálculos.

Empiecen por afilar herramientas de criterios termodinámicos e hidroquímicos que les permitan comenzar a estimar las brutas disociaciones y prestísimas sedimentaciones, que no son para hablar de turbidez, sino de tapones bestiales a las dinámicas ya en estado catatónico de estas zonas del estuario.

Ya en el 2º trabajo veremos la pobreza radical de estos enfoques mecánicos, cuyos anticipos vienen regalados por las sedimentaciones del viejo emisario de Berazategui, del cual nadie quiso sacar experiencia concreta en décadas, y que hoy sin embargo, los videos muestran. 

Para estudiar este proceso se seleccionaron 3 alternativas potenciales de tecnología de dragado y método de operación, y se simuló su impacto utilizándose un modelo 3D hidrodinámico y de transporte de sedimentos.

El modelo seleccionado fue el Coherens, desarrollado para el estudio de flujos litorales y plataforma marina. Primeramente se implementó un modelo global de todo el estuario del Río de la Plata, y se trabajó con el método de modelos anidados para lograr un modelo final en la zona de dragados.

El modelo ha sido validado con 3 meses de datos continuos obtenidos en un conjunto de 6 bollas oceánicas que determinan el perfil 3D de velocidades y el nivel de agua, entre otros parámetros. Se han obtenido excelentes resultados de esta comparación, para un sistema complejo forzado por la acción de vientos, mareas y descargas de grandes sistemas fluviales.

Luego, se utilizó un módulo Euleriano para simular el transporte de sedimentos en sus fases de interés para este proyecto: limos y arcillas. El modelo de transporte de sedimentos ha sido validado previamente mediante el uso de imágenes satelitales y campañas de monitoreo en el cuerpo del río.

Se analizan y comparan las distintas estrategias de dragado, determinándose cuales pueden ser aptas para los objetivos planteados.

Autores: Pablo A. Tarela, Francisco van Avermaete y Elizabeth A. Perone 

1 Introducción . Dos emisarios subfluviales de varios kilómetros de longitud cada uno son requeridos para la dispersión de los efluentes y evitar la contaminación costera. Para su instalación, cada emisario necesita el dragado de varios kilómetros del lecho del río, actividad que puede resuspender grandes cantidades de material sedimentario.

El incremento en la turbiedad de las aguas dependerá de múltiples factores, entre ellos la tecnología de dragado y el programa de operación. A los efectos de minimizar el impacto de estas operaciones de gran escala, se requiere determinar la mejor opción de dragado.

Para responder esta cuestión, se ha implementado un modelo matemático tridimensional (3D) para la hidrodinámica del Río de la Plata y el transporte de sedimentos, integrado en el soft Coherens. En este trabajo presentamos una breve descripción del desarrollo realizado para dar respuesta a esta cuestión predictiva, con énfasis en el modelo computacional utilizado: se detalla el proceso de implementación y, especialmente, el de validación del modelo, los principales resultados y las conclusiones obtenidas, que muestran un impacto diferencial en función del método de dragado seleccionado.

2 OBJETIVO .  El objetivo del estudio fue determinar el efecto sobre la turbidez del Río de la Plata, utilizando un modelo computacional 3D, como consecuencia de las tareas de dragado para la ejecución de los emisarios subfluviales de la ciudad de Buenos Aires. Se analizaron diferentes estrategias de dragado a los efectos de evitar impactos no deseados y excesos de turbidez en las tomas de agua de la ciudad

3 OBRAS EN EL RIO DE LA PLATA

3.1 Proyecto de emisarios subfluviales

La mayoría de las aguas residuales domésticas e industriales de Buenos Aires son descargadas en cuencas internas con tratamientos previos deficientes. Finalmente, estos efluentes alcanzan la línea de costa del Río de la Plata, dando lugar a un nivel de contaminación creciente en función del incremento en el desarrollo económico que siguió a la crisis del 2001.

La solución proyectada para este problema incluye nuevas plantas de tratamiento y la descarga final de las aguas residuales a través de un par de emisarios subfluviales, lejos de la costa. Estos emisarios están equipados en sus últimos kilómetros con un sistema de difusores para asegurar un cierto nivel de dilución inicial.

En esta zona, la construcción de cada emisario requiere el dragado de grandes cantidades de material del lecho del río, y su disposición.

El emisario Riachuelo tendrá una línea de difusores de 2.3 km de longitud, mientras que el emisario Berazategui alcanzará 3.5 km de distribución de difusores, en ambos casos del tipo roseta. La figura 1 muestra la localización de las zonas de difusores, que coinciden con las de dragado. Las tareas de construcción requerirán trincheras de unos 20 m de ancho y 6 m de profundidad en términos medios.

3.2 Alternativas de dragado

En la zona de trabajo el Río de la Plata, que es un sistema de aguas poco profundas, presenta profundidades que no superan los 10 m. Esta característica, sumada a la presencia de canales de navegación y tomas de agua para potabilización masiva, restringe las opciones de dragado. En este trabajo inicial se consideraron 3 alternativas: A. Draga cortadora B. Draga de succión por arrastre con cántara C. Draga de succión por arrastre con chorro de descarga lateral 

4 MODELADO MATEMÁTICO

4.1 Modelo Coherens Coherens (MUMM, 1999) es un modelo 3D hidrodinámico multipropósito para zonas costeras y plataforma marina, que está acoplado con modelos biológicos, de transporte de sedimentos y de transporte de contaminantes. Resuelve escalas estacionales y mesoescalas.

El programa computacional fue desarrollado en la década de los 90 por un grupo multinacional Europeo, como parte de los proyectos MAST, PROFILE, NOMADS y COHERENS, bajo financiación de la Unión Europea.

4.3 Implementación del modelo en el Rio de la Plata

Se utilizó el siguiente esquema de modelos anidados de 2 pasos:

1) Modelo Regional: el estuario completo del Rio de la Plata es modelado, desde el Delta formado por los tributarios fluviales hasta el océano abierto.

El área computacional es de 300 km por 250 km, y la malla horizontal tiene un tamaño de 1 km. La condición CFL se cumple utilizando un paso barotrópico de tiempo de 20 segundos. La información mareal en el contorno oceánico está disponible a partir de mediciones periódicas realizadas en estaciones hidrográficas de Argentina y Uruguay.

A su vez, las descargas fluviales son informadas por el Instituto Nacional del Agua (Borus et al., 2009). El campo de esfuerzos superficiales se obtiene a partir de un esquema de interpolación bilineal que utiliza datos meteorológicos horarios de 4 estaciones de S=7,6.10-4b Argentina y Uruguay.

Los parámetros de referencia utilizados son: PSU-1 T = 1,8.10-4 o Cb,-1 0 = 1025 kg/m3r, S0 = 30 PSU , T0 = 16° C. Otros detalles, incluyendo el cierre turbulento se utilizan condiciones limitantes k - validación del modelo regional, fueron presentados en Destuynder et al. (2002).

2) Modelo Local: es un modelo de detalle de 31 km por 88 km en sus dimensiones horizontales, que contiene las zonas de dragado lejos de sus contornos, de forma de evitar efectos numéricos de borde. La solución obtenida con el Modelo Regional se impone en los contornos abiertos, mientras que las descargas de los ríos tributarios se controlan con las condiciones de Riemman. Una batimetría detallada está disponible para la zona de estudio, incluyendo los canales de navegación y zonas portuarias.

El Modelo Local es 100 veces más detallado que el Modelo Regional, incrementando significativamente el tiempo de CPU dado que la condición de estabilidad CFL restringe el paso temporal a 4 segundos. El conjunto de parámetros utilizado es consistente con el del Modelo Regional.

En esta aplicación los parámetros sedimentológicos utilizados para el mecanismo de resuspensión fueron s = 8 10-5 y ns = 3, obtenidos a través de un estudio de validación del modelado con datos de campo e imágenes satelitales (van Avermaete y Tarela, 2005).

Las fracciones de sedimento se caracterizaron a través de diferentes diámetros representativos de las arcillas y limos presentes en el perfil vertical del lecho, con datos que fueron aportados por el desarrollador del proyecto.

En las fuentes de sedimentos se utiliza una ecuación de equilibrio de flujos consistente con el esquema numérico de discretización. Las concentraciones de sedimentos en el campo cercano se obtuvieron de un estudio específico realizado para el desarrollador del proyecto, información que no puede ser reproducida aquí.De todas formas, dependiendo del tipo de tecnología y zona de dragado, las mismas pueden variar entre algunas decenas y varios cientos de mg/l.

Se destaca que en el campo cercano, el perfil de concentración de sedimentos tiene una fuerte dependencia con la profundidad local, efecto que puede ser incorporado en esta simulación ya que se utiliza un modelo 3D, sin tener que reducirlo a simplificaciones 2D de homogeneidad en la vertical.

Ver imágenes por http://www.alestuariodelplata.com.ar/emisarios13.html

Ver en la imagen que sigue las plumas de turbidez operando con draga cortadora y refulado por cañería luego de 9, 12 y 15 días de dragado. La última figura muestra la concentración máxima durante este período.

Ver en la imagen que sigue las plumas de turbidez operando con draga de succión y refulado por cámara luego de 9, 12 y 15 días de dragado. La última figura muestra la concentración máxima durante este período.

Ver en la imagen que sigue las plumas de turbidez operando refulado in situ con caño proyector luego de 9, 12 y 15 días de dragado. La última figura muestra la concentración máxima durante este período.

CONCLUSIONES

El proceso de validación del modelo hidrodinámico ha mostrado un muy buen acuerdo entre los resultados de las simulaciones y las mediciones de nivel para períodos largos de tiempo. En el caso de las comparaciones de las intensidades y direcciones de las corrientes, el acuerdo alcanzado fue excelente, demostrando que el modelo implementado permite representar con precisión este complejo sistema forzado por la acción de mareas, la descarga de ríos de gran caudal y los vientos.

El desafío de predecir el impacto por turbidez debido a la construcción de los emisarios subfluviales de la ciudad de Buenos Aires en su etapa de dragado, pudo ser cumplido a través del modelado numérico incorporando fuentes de sedimentos móviles como las dragas en navegación, y con puntos de descarga fijos, aleatorios o móviles.

El impacto menor se alcanzaría utilizando dragas de succión por arrastre con cántara, tecnología que aseguraría la no afectación de las tomas de agua de la ciudad.

Por su lado, la peor situación ocurriría al emplearse dragas de succión por arrastre con disposición lateral de sedimentos mediantes chorros. En cualquier caso, el potencial impacto sobre las tomas de agua podría controlarse mediante un adecuado plan de operaciones, sujeto a la validación mediante modelado matemático y monitoreo, y a las condiciones hidro-meteorológicas del momento. Cualquier solución aseguraría que las aguas no son impactadas en el límite fronterizo.

Este estudio ha sido encargado por Agua y Saneamientos Argentinos (AySA). Los autores agradecen el aporte de AySA, incluyendo los datos de su red de monitoreo aplicados en este trabajo y el permiso para publicar algunos resultados.

Al parecer, estos estudios fueron definitorios para que la construcción por tuberías colocadas en zanja fuera descartada y se decidiera realizar todo por transporte en túneles obrados por tunelera.

De todas maneras, reitero, con este planteo de modelaciones en ningún momento apuntan a evaluar las disociaciones inmediatas de los efluentes tras su viaje a 18 m de profundidad, que con su correspondiente diferencia térmica conducirá por capa límite térmica a brutal sedimentación alrededor de esas bocas difusoras, siendo que el volumen de estos vuelcos representan cada 48 hs, todo lo que significan la totalidad de los barros dragados de la zanja.

Es obvio que han hecho foco en cuestiones de incomparable minusculidad para no mirar lo que tenían que mirar. Es a ésto a lo que apunta en primer grado esta denuncia, para que su impronta elemental no esté ausente en los EsIA que ahora publica y nos comunica “el Banco Mundial”.

¿Es el Banco Mundial el que tenía que comunicar estos EsIA? ¿A qué clase de pueriles maquillajes juegan éstos de AySA, que en su tradición de servicios se caracterizan por ser los líderes en la polución de todos los cursos de agua de la región, desde el Matanzas, el Reconquista y el Luján hasta el estuario,a excepción de las petroquímicas?

Si este estudio de modelación de dinámicas de esta zona del estuario lo hubieran hecho en cualquiera de las cuencas mencionadas, hubieran advertido que ninguno de estos cursos saca sus flujos ordinarios al estuario en más del 2% de lo que debieran si no hubieran sido afectados por vicisitudes antrópicas.

¿Y cómo es entonces que todas las plantas de tratamiento de AySa repartidas por todos lados tiran sus miserias a estos difuntos cursos de agua que solo despiertan en eventos máximos? ¿Exagero en algo cuando señalo que la propia AySA es la que lidera la polución de las aguas en todos lados?

¿Acaso debería sorprendernos que su actual titular sea el lider de los consultores de los emprendimientos privados que obraron los más brutales crímenes hidrológicos (art 420 bis del CFPRM) e hidrogeológicos (art 200 CPN) de estas pampas chatas, consagrados en el brazo interdeltario del Luján en Pilar y en las planicies intermareales de Escobar y Tigre y cien veces denunciados?

¡Cómo no habrían de ser especialistas en maquillajes para derivar la atención y hacer foco en las turbulencias de las tomas de agua, que ya están, con o sin dragados de la zanja, sumergidas en un infierno; para así dejar en el tintero las líneas de estudio que deben cargar a las disociaciones y precipitaciones de órdago en estas áreas super críticas donde plantan los infiernos difusores!

Esta payasada tiene cara de AySA y no nos sorprende. Al que deberían sorprender es a Bereciartúa que tiene suficiente criterio para bajar de la luna.

Lo que sigue es la demostración palmaria de estas payasadas, haciendo acopio de información a no menos de 5 Kms de las áreas en cuestión.

 

Acopio de datos

http://www.osmgp.gov.ar/symposium2011/Papers/57_Barrio_Spanish.pdf

Recopilación de datos Hidrometeorológicos del Río de la Plata

A. Barrio *, N. Soldati *

Aguas y Saneamientos Argentinos, Av Figueroa Alcorta 6081- 1426, CABA, Buenos Aires, Argentina. E-mail: abarrio@aysa.com.ar)

Resumen

Este trabajo describe los estudios y trabajo de campo realizados durante los años 2009 y 2010 de recopilación de datos hidrometeorológicos del Río de la Plata que sirvieron de base para el proyecto de Modelado de los emisarios para la ciudad de Buenos Aires realizado por el Dr. Philip J. W. Roberts.

Aguas y Saneamientos Argentinos S.A. (AySA SA) brinda los servicios de Agua Potable y Saneamiento en la Ciudad de Buenos Aires y 17 Partidos del Conurbano Bonaerense, abarcando un área de 1800km2 de los cuales más de 1000 km2 se encuentran totalmente urbanizados y donde viven 11 millones de habitantes.

El Río de la Plata es su fuente de agua cruda desde donde se extraen 4.800.000m3/d para la producción de agua potable, y a su vez es el cuerpo receptor de sus efluentes cloacales. El Río de la Plata es un estuario del Océano Atlántico formado por la unión de los ríos Paraná y Uruguay, posee una longitud de 290 km de largo, corriendo de noroeste a sureste y mide 48km de ancho en el punto que se toma como origen, llamado "Paralelo de Punta Gorda".

Su marea se ve frecuentemente alterada por cambios bruscos de la presión atmosférica y el efecto de arrastre del viento, que alteran a la marea astronómica.

El trabajo de campo consistió en la instalación, operación y recuperación de información almacenada de seis equipos ADCP´s para medición de dirección e intensidad de corriente, altura de ola, y medición de conductividad y turbiedad.

En ningún momento señala que toda la dinámica ordinaria de las aguas de este estuario y de cualquier otra estuario, está conformada por flujos convectivos; por energía solar y no gravitacional.

Inferir que acopiar datos de estas variables de dirección e intensidad de corriente, altura de ola, y medición de conductividad y turbiedad, permitirían fundar sospecha de la gravedad e inmediatez de las precipitaciones sedimentarias por capa límite térmica e hidroquímica, está fuera del cuento.

Ellos van por la turbidez, no por la precipitación inmediata y de órdago.

En adición, el acopio de datos desde las “estaciones hidrometeorológicas” carga la invalidez de sus distancias respecto a las áreas de los dragados.

Los seguimientos por drifters van aplicados a sistemas hidrodinámicos, puesto que ellos estiman que en este estuario al igual que en cualquier otro estuario, los flujos son laminares. Pero se da aquí, al igual que en cualquier otro estuario el caso de que los flujos no son laminares, sino convectivos. Y por tanto, esos drifters pudieran estar midiendo cualquier cosa.

Hasta que no prueben que estos flujos son “laminares”, las inferencias de esos drifters y criterios “hidrodinámicos” tienen el mismo valor de un maquillaje.

Ya es hora que lean y aprecien el significado que carga la voz “ecosistema” en el glosario de la misma ley 11723 que menciona el Banco Mundial en su informe: “sistema termodinámico, natural abierto con una entrada de energía: solar” El día que estos drifters midan estas energías y sus intercambios verticales y sus advecciones en función de un gradiente de ligera menor temperatura, ese día empezaremos a creer en el valor de estos maquillajes, porque habrán empezado a cumplir con lo que esa definición legal nos señala.

La realización de diez campañas de seguimiento de derivadores (drifters) de doce horas de seguimiento para las diferentes condiciones hidrodinámicas. Instalación de tres estaciones meteorológicas ubicadas en el río, sobre las Torre Toma de Agua de la Planta San Martín, Planta Manuel Belgrano y Berazategui, su mantenimiento, operación y recolección de datos.

La elaboración de perfiles de Conductividad-Temperatura-Profundidad (CTD) en los 2 sitios propuestos para los difusores realizados mensualmente durante 24h

Batimetría de la zona (15km por 10km ) en una grilla de 1km de resolución. Las variables monitoreadas durante este período fueron: Temperatura, velocidad y dirección del viento, humedad, presión atmosférica, radiación solar y lluvia, velocidad y dirección de la corriente, temperatura del agua, nivel de río (profundidad), altura de ola, trayectorias Lagragianas de corriente, conductividad, turbiedad, entre otras.

El alcance del estudio resulta inédito para el Río de La Plata, desde el punto de vista de su duración en tiempo de obtención de datos en continuos y de la cantidad de variables monitoreadas.

Keywords AySA SA, Río de la Plata, estudios hidrometeorológicos.

Objetivos El objetivo de este trabajo es describir los estudios y trabajos de campo, realizados durante los años 2009 y 2010, de recopilación de datos hidrometeorológicos del Río de la Plata que sirvieron de base para el proyecto de Modelado de los emisarios, Berazategui y Riachuelo, para la ciudad de Buenos Aires realizado por el Dr. Philip J. W. Roberts (2010). 

MATERIALES Y MÉTODOS . Durante el período 2009 – 2010 se realizaron numerosas campañas de campo que consistieron en:

− La realización de Batimetrías de la zona de ubicación de los futuros emisarios (15km por 10km) en una grilla de 1km de resolución.

− La instalación, operación, y mantenimiento de tres estaciones meteorológicas ubicadas en el río, sobre las Torre Toma de Agua de la Planta San Martín, Planta Manuel Belgrano y Berazategui.

Los datos de estas plantas no aportan nada de lo esencial termodinámico.

− La elaboración de perfiles de Conductividad–Temperatura-Profundidad (CTD) en los 2 sitios propuestos para los difusores realizados mensualmente durante 24 hs.

− La instalación, operación y recuperación de información almacenada de seis equipos ADCP´s para medición de dirección e intensidad de corriente, altura de ola, y medición de conductividad turbiedad.

− La realización de campañas de seguimiento de derivadores (drifters) de doce horas de seguimiento para las diferentes condiciones hidrodinámicas.

Reitero, con aprecios hidrodinámicos no cruzamos el abismo que los separa de los sistemas termodinámicos naturales abiertos.

Batimetría . Se realizaron dos estudios batimétricos (2009 y 2010) en donde se recorrieron aproximadamente 300km de líneas relevando la profundidad conjuntamente con las coordenadas en cada punto según el esquema de derrotas planteadas (Figura 3).

En cada campaña se recolectaron aproximadamente 350000 datos de sondaje. A partir del procesamiento de los datos relevados, se realizaron modelos de superficie, sobre los cuales se trazaron las curvas de isonivel cada 0.5m. Se realizó así un Plano Batimétrico de la zona.

Ningún provecho intentaron sacar de lo sucedido con los vuelcos de barros dragados por Hidrovía en el Emilio Mitre y volcados al Sur del Km 26, justo aguas abajo de esta salida difusora.

Ver las advertencias de hace 11 años atrás, sobre la gravedad de esos vertidos en la zona, que fueron expresadas por parte de este actor en las siguientes presentaciones que obran en la Subsecretaría de Puertos y Vías Navegables de la Nación y Min. de Producción (Ya expresado y visible en el Cap IV, pág. 5)

Estaciones meteorológicas . AySA SA ha instalado 3 estaciones meteorológicas en Palermo, Bernal y Berazategui. Las dos primeras están posicionadas sobre las tomas de agua cruda, a 1500m y 2200m de la costa respectivamente (Figura 4). La correspondiente a Berazategui se halla instalada en la costa en correspondencia con dicha planta. Las mediciones que realizan incluyen: Velocidad y dirección del viento, Temperatura, Humedad relativa ambiente, Presión atmosférica, Radiación solar, Nivel de precipitaciones y Nivel del río

Con ellas seguimos tan despistados como en el pasado. No es por estaciones hidrometeorológicas por donde empieza el abismo cognitivo a transitar

Perfilamiento de Conductividad-Temperatura-Profundidad (CTD) A los efectos de medir el grado de estratificación, se utilizó un equipo CTD, que permite registrar la variación de la conductividad, temperatura a distintas profundidades, y adicionalmente tiene la capacidad de realizar determinaciones de turbidez por método óptico (OBS). Los perfiles fueron realizados a lo largo de 24 horas en cada sitio, midiendo los parámetros en la columna de agua cada hora

Integrar esos perfiles al ciclo convectivo vertical no es tarea ni para Newton.

Nunca estudiaron esos flujos y ni la menor idea tienen de la delicadeza de los gradientes térmicos e hidroquímicos que tanto los asisten, como los disocian.

Mucho menos se dieron a estimar que lo primero a considerar y a velar no es la dinámica de las aguas que van a tomas del estuario, sino la afectación de las dinámicas por los efluentes disociados que precipitamos y sedimentan en la región más crítica del estuario, donde no debemos permitir clavar un clavo.

Si siguen poniendo al buey atrás de la carreta seguiremos sosteniendo a AySA como lider en polución de las aguas; ya del estuario, de ríos o de arroyos.

Medidores de velocidad y dirección de corriente (ADCP) Se instalaron seis equipos ADCP a lo largo del Río de la Plata interior (Fig 7) la posición en coordenadas geográficas de cada ADCP se detalla en la Tabla 1.

Estos equipos permiten medir velocidad y dirección de la corriente y están equipados con sensor de temperatura, profundidad, sensor de inclinación y compás. Permiten a su vez medir la salinidad (conductividad), turbiedad y altura de las olas las superficiales. ¿¡Salinidad en esas regiones?! ¡Qué manera de decir...! 

Perfilamiento CTD . En ningún caso se encontró una estratificación. Los perfiles (Figura 11) muestran una marcada homogeneidad en salinidad, temperatura y turbiedad, lo que verifica que la mezcla producida en la zona de medición es importante y que no hay presencia de la cuña salina.

El seguimiento de un sistema convectivo reclama una integridad de mirada, que el tema de la estratificación solo habla del mundo exterior a ese sistema, para entrar en otro sin duda muy parecido al anterior, pero no el mismo, aunque vayan apareados.

Si van por estratificaciones ya es hora que miren por los efluentes, que a la salida difusora dejarán loco al mismo mandinga y en adición, tapado y encadenado a esos *kweks.

Ver gráficos por http://www.alestuariodelplata.com.ar/emisarios13.html

Figura 11. Ejemplo de perfil de CTD obtenido en una de las campañas de medición del 2009 en el punto del futuro emisario Berazategui. La línea roja representa la salinidad (ups), la azul la temperatura (°C), la negra el sigma t (kg/m3 ), la verde la turbidez (NTU) y la marrón la conductividad (mS/cm).

Figura 13. Dirección y velocidad de los ADCP´s en cada celda. La longitud de las flechas son proporcionales a la velocidad.

Figura 15. Trayectorias de los 10 derivadores GPS. Las referencias son coordenadas Gauss-Krüger faja 5, elipsoide WGS84. 

CONCLUSIONES . Se recolectó y procesó información del Río de la Plata Interior durante un período de dos años, con una frecuencia de 15 minutos, lo que representa más de 70000 datos para cada parámetro monitoreado. Las variables monitoreadas durante este período fueron:

Temperatura, velocidad y dirección del viento, humedad, presión atmosférica, radiación solar y lluvia, velocidad y dirección de la corriente, temperatura del agua, nivel de río (profundidad), altura de ola, trayectorias Lagrangianas de corriente, conductividad, turbiedad, entre otras.

Las barimetrías en la zona en estudio arrojaron profundidades de entre 3m y 7m. El análisis de las corrientes, muestra una dirección preferencial a lo largo del eje NO – SE, siendo el eje secundario despreciable con respecto al anterior.

Esta base de datos permitió la modelación matemática de la zona en estudio para el diseño de los emisarios para la ciudad de Buenos Aires realizado por el Dr. Philip J. W. Roberts. El alcance del estudio resulta inédito para el Río de La Plata, desde el punto de vista de su duración en tiempo de obtención de datos en continuos y de la cantidad de variables monitoreadas.

Una ciencia dedicada 500 años a particionar no lograría en los próximos 500 resolver cómo mirar sin particionar. A los procesos convectivos se llega integrando delicadezas tales como gradientes térmicos menores a 0,2º, respeto del orden de los gradientes determinantes de las advecciones, temperatura de superficie y de fondo y trabajos de campo que permitan algún día hacer seguimiento de estos sistemas en sus reales escalas.

Ninguno en la lista de acreditados investigadores que sigue tiene una sola línea de expresión sobre estos temas puntuales que traducen ese 23 % de la energía solar que alcanza la tierra y va aplicada al movimiento de los fluidos. Con olas y sin olas; con vientos y sin vientos. Lo que más aprecian estos sistemas es el sol y los sedimentos. Con ellos hacen viajes que superan cualquier imaginación, hasta el más profundo océano, donde las olas y los vientos ...

REFERENCIAS Herrero, A. C. (2008). Cuencas Metropolitanas de Buenos Aires. Cap. 1, parte II. Editorial TEMAS. En prensa.

Roberts, P. J. W. and Villegas, B. (2010). Modeling the Proposed Buenos Aires Outfalls: Final Report. Prepared for Agua y Saneamientos Argentinos S.A.