Hidrología en Suprema Corte . 67491 . 1 . 2 . 3 . 4 . 5 . 6 . 7 . 8 . 9 . 10 . 11 . 12 . 13 . 14 . 15 . 16 . 17 . . 69518, 519, 520 . 18 . 19 . 20 . 21 . 22 . 23 . 24 . 25 . 26 . 27 . . 70364 . 217 . . 70751 . 28 . 29 . 30 . 31 . 32 . 33 . 34 . 35 . 36 . 37 . 38 . 39 . 40 . 41 . 42 . 43 . 44 . 45 . 46 . 47 . 48 . . 71368 . 50 . 51 . 52 . 53 . 54 . . 71413 . 55 . 56 . 57 . 58 . 59 60 . . 71445 . 55 . 56 . 57 . 58 . 59 . . 71516 . 60 . 61 . 62 . 63 . 64 . 65 . . 71520 . 66 . 67 . 68 . 69 . 70 . 71 . 71521 . 71 . 72 . 73 . 74 . 75 . . 71542 . 76 . 77 . 78 . . 71614 . 79 . 80 . 81 . . 71615 . 82 . 83 . 84 . 85 . 86 . . 71616 . 87 . 88 . 89 . 90 . 91 . . 71617 . 92 . 93 . 94 . 95 . 96 . . 71618 . 97 . 98 . 99 . . 71619 . 100 . 101 . 102 . . 71413 . 103 . 104 . 105 . 106 . 107 . . 71743 . 108 . 109 . 110 . . 71808 . 111 . 112 . 113 . 114 . 115 . . 71848 . 116 . 117 . 118 . 119 . 120 . . 71857 . 121 . 122 . 123 . 124 . 125 . . 71908 . 126 . 127 . 128 . 129 . 130 . 131 . . 71951 . 132 . 133 . 134 . 135 . . 71936 . 136 . 137 . 138 . 139 . 140 . . 72048 . 141 . 142 . 143 . 144 . 145 . . 72049 . 146 . 147 . 148 . 149 . 150 . . 72089 . 151 . 152 . 153 . 154 . 155 . 156 . . 72404 . 157 . 158 . 159 . 160 . . 72405 . 161 . 162 . 163 . 164 . . 72406 . 165 . 166 . 167 . 168 . 169 . . 72512 . 170 . 171 . 172 . 173 . 174 . 175 . 176 . 177 . 178 . 179 . 180 . 181 . 182 . 183 . 184 . 185 . . 72592 . 186 . 187 . 188 . 189 . 190 . . 72832 . 191 . 192 . 193 . 194 . 195 . . 72994 . 196 . 197 . 198 . 199 . 200 . . 73038 . 201 . 202 . 203 . 204 . 205 . . 73114 . 206 . 207 . 208 . 209 . 210 . . 73147 . 211. 212 . 213 . 214 . 215 . . 73406 . 216 . 217 . 218 . 219 , 220 . . 73429 . 221 . 22 . 223 . 224 . 225 . . 73641 . 226 . 227 . 228 . 229 . 230 . . 73717 . . 231 . 232 . 233 . 234 . 235 . . 73748 . 236 . 237 . 238 . 239. 240 . . 74024 . 241 . 242 . 243 . 244 . 245 . 246 . 247 . 248. . 74719. 249 . 250 . . 45090 CABA . 251 . 252 . 253. 254 . 255 . 256 . 257 . 258 . 259 . 260 . 261 . . 45232 CABA . 262 . 263 . 264 . 265 . 266 . 267 . . 16191 CABA . 268 . 269 . . . CCF4817 . 270 . . CAF21455 . 271 . 272 . 273 . 274 . 275 . 276 . 277 . 278 . 279 . 280 . 281 . 282 . 283 . 284 . 285 . . CAF37039 . 286 . 287 . 288. 289 . 290 . 291 . 292 . 293 . 294 . 295 . . CAF84260 . 296 . 297 . 298 . 299 . 300 . . FSM 65812 . 301 . 302 . 303 . 304 . 305 . 306 . 307 . 308 . 309 . 310 . 311 . 312 . 313 . 314 . 315 . 316 . 317 . 318 . 319 . 320 . 321 . 322 . 323 . 324 . 325 . . FSM9066 . 326 . 327 . 328 . 329 . 330 . 331 . 332 . 333 . 334 . 335 . . FSM 38000 . 336 . 337 . 338 . 339 . 340 . 335 . 341 . 342 . 343 . . FSM 49857 . 344 . . FSM 54294 . . 345 . 346 . 347 . FSM 56398 . 348 . 349 . 350 . 351 . 352 . 353 . 354 . 354 . 355 . 356 . . JFCampana . 357 . 358 . 359 . 360 . 361 . 362 . 363 . 364 . 365 . 366 . 367 . CSJN . 368 . 369 . 370 . 371 . 372 . 373 . 374 . 375 . 376 . 377 . 378 . 379 . 380 . CSJ 791. 381 . 382 . 383 . 384 . 385 . 386 . 387 . 388 . 389 . 390 . 391 . 392 . 393 . 394 . 395 . 396 . 397 . 398 . 399 . 400 . . CSJ 936 . 401 . 402 . 403 . 404 . 405 . 406 . 407 . 408 . 409 . 410 . . CSJ 1525 . 411 . 412 . 413 . 414 . 415 . . 35889 patrimonios rurales 431 . 432 . 433 . 434 . 435 . 436 . 437 . 438 . 439 . 440 . 441 . 442 . 443 . 444 . 445 . . hidrolinea . . código 1 . 2 . . cartadoc fiscalFed . . cartadoc JuzgFed . . Cartadoc Scioli . . Cartadoc Massa . . Cartadoc CF Rudi . . Cartadoc Macri . . cartadocvidal . . cartadoc ConteGrand . . carta docdeLazzari . . acceso al habitat . . nuevo paradigma 1 . 2 . 3 . 4 . 5 . . esacasoelagua . . interlocucion 1 . 2 . 3 . 4 . 5 . 6 . 7 . . . dragados . . tolosa 1 . 2 . 3 . 4 . 5 . 6 . . Ley 25688 . 1 . 2 . 3 . . discurso . . Ley particular . . decreto1069 . . ocsa . . dominios públicos . 1 . 2 . 3 . 4 . 5 . 6 . 7 . 8 . 9 . 10 . . al mejor derecho . . Ariza . . CAF . denuncia BID . . Gladys González . . censura previa . . sentencia . . huevos.fueros . . sincerar . . costadelplata . . nativas . . EIACostadelPlata .. Puerto ampliación . 274 . trama forense 1 . 2 . 3 . 4 . 5 . 6 . 7 . 8 . 9 . 10 . 11 . 12 . 13 . 14 . 15 . 16 . . index .

CSJ 1525/2019

Anexo I

Comunicación de Franco Gai

Estimado Francisco tendrá que hacer una denuncia judicial sobre el San Antonio en el límite entre Cordoba y Santa Fe. En 1935 se construye un canal de 40 km que arranca a la altura de Maria Susana al sur, donde comenzaba el Arroyo  De Las Tortugas que desemboca en Cruz Alta y terminaba a la altura de CRISPI en la parte norte. Las dos localidades pertenecen a Santa Fe y las doy como referencia. Y se rectifican meandros en el curso del Arroyo Tortugas.

En su origen la cuenca era de 15 km en el lado santafecino y 25 km del lado cordobés. Luego sin decir nada Cordoba lo lleva hasta San Francisco y comienza a agregarle canales de oeste a este hasta llegar en la actualidad a sumar 185 km de canales que vienen con agua desde Pampayasta donde está la falla homónima, producida por la línea Alejandro Roca-Rayo Cortado al norte, la cual marca el fin de la llanura pampeana y da comienzo al pedemonte

En ese lugar (Pampayasta) en el período terciario el Rio Tercero doblaba hacia el norte e iba a desembocar a la Laguna de Mar Chiquita. Hoy ese paleocause sigue intacto en algunos lugares con un ancho de cauce de 300 mts y barrancas de 2 a 3 mts En 2016 llegaron a estar llenos y transportar agua, aunque cortado en algunos sectores por depósitos sedimentarios, pero mostrando circulación por napas superficiales en suelos arenosos .

El tema es que los genios de los Ings hidráulicos sextuplicaron el aporte de agua al complejo Arroyo de las Tortugas San Antonio y realizaron una defensa en Tortugas sobre la vieja ruta 9 de 5 mts de altura , permitiendo solo el paso de 90 mts cúbicos por seg., que era el caudal de 1935 cuando la cuenca total era de 30.000 km cuadrados, con lluvias en la cuenca que no sobrepasaban los 700 mm anuales y 600 mm en el centro de Cordoba.

Hoy llevaron la cuenca a 1.200.000 has sólo del lado cordobes. Y los regímenes de lluvia pasaron a 1000 mm en el oeste de Cordoba con picos de 1200 mm

Por lo tanto la napa está a ras desde el pie de las sierras de Cordoba hasta el Parana, cuando en la zona oeste santafecina las napas estaban entre 18 y 25 mts de profundidad.

Con el agravante que en la zona de la construcción del canal San Antonio, en el periodo terciario existían cursos de agua que iban de sudoeste a noreste desde la provincia de Cordoba hasta el Río Parana, que fueron tapadas a finales del terciario por löss Andino descendido de la cordillera de los Andes (ésta mucho más joven que las sierras de Cordoba que siguen creciendo 1 cm por año) (también las andinas FJA)

Por la subida de napas a ras de suelo se produjo la activación de esas paleocañadas pasando el agua por las lomas al centro de la provincia de Santa Fe

1- Por lo tanto, un mayor aporte hacia el este de aguas superficiales desde las sierras

2- Cambio del régimen de lluvia de 600 mm a más de 1000 mm

3- Cierre en Tortugas de la salida del Arroyo para solo 90 mts cúbicos por seg.,cuando en la inundación 2016 evacuó 500 mts cúbicos por seg

Concluimos que de producirse lluvias similares al 2016, podrían quedar bajo el agua 2.000.000 millones de has del centro este de Cordoba y centro de Sta Fe, con resultados catastróficos para la producción y poblaciones de tan rica región

 

La noche anterior Franco Gai me había enviado este mail de un hidrogeólogo alemán inter cambiando aprecios con un Amigo argentino

Son las napas. 3ª parte

Eduardo, lo que informas sobre el comportamiento de las napas es exacto. No se trata de preocuparse de los excedentes hídricos superficiales, los excedentes graves son los subterraneos, o sea, la elevación incontrolable de las napas subterraneas.  
Dos problemas veo: 1º, que las autoridades se den cuenta de la importancia de las napas subterraneas, 2º, planear obras para aliviar los excedentes subterraneos.
Con un fuerte abrazo, Gaspar

Dice Ángel Menéndez, director del área de modelación matemática del Instituto Nacional del Agua que el fenómeno de la napa freática no lo van a frenar con obras, aunque las obras traigan ilusión y así más tranquilidad (ver en anexo III) 

 

Son las napas 3ª parte

PROHIBIDO o ¿políticamente incorrecto?

Por Eduardo Juan S..., 22 de junio de 2019.-

En el año 2001, el Ing. Bruno Ferrari Bono, en su conferencia sobre “El Tratamiento de los Llamados Excedentes Hídricos”, en la Academia Nacional de Ingeniería, a la que pertenecía como Académico de número (igual que en otras cuatro academias nacionales, entre ellas la de Hidrología y de Geografía), sentenció que: cuando se llega a estos niveles de freática (napas), se borran todos los límites de cuencas hidrográficas, transformándose en una gran cuenca hidrológica, en este caso, desde la sierras centrales de la Argentina hasta el Río de la Plata.

“El hecho de denominar “llamados” a los excedentes hídricos resulta que los excesos de precipitaciones no llegan a ser absorbidos por el suelo cuya saturación deriva de su constitución como la frecuencia de las lluvias y de sus intensidades y cuantías que, cuenta habida de la evaporación, anegan los campos dando consecuentemente un balance hídrico positivo que permite el escurrimiento hacia agua abajo, inundando superficies de menor cota.

Pero debería reflexionarse si esos excedentes de ahora no lo fueron también antes y si toda la infraestructura afectada, prevista para determinadas ocurrencias, no pudo haberlo sido con otros criterios de visón más holística”. (Bruno Ferrari Bono).

En esta última frase remarcada en negro fuerte está el quid de la cuestión. Excesos hídricos es todo aquello que llueve de más, por ejemplocuando hablamos del corrimiento de la isohieta (línea que une puntos de igual régimen de lluvias) de los 1000 mm hacia el centro de la Pampa Húmeda, esta situación produce un exceso de lluvias en esa región que van de los 300 a 400 mm por año.

En suelos sedientos quedan sólo en demasías. Pero las que se fueron acumulando en una llanura de pendiente mínima y de insuficientes drenajes superficiales (evitando esta situación derivarlos hacia el mar), elevan el nivel de las napas, perdiendo ellas su capacidad de recepción. Humedad que logra impermeabilizar los suelos produciendo espejos de agua frecuentes e infrecuentes, o galerías de escurrimiento como paleo cauces o bien lechos episódicos, a las que llamamos entonces excedentes, porque es lo que sobra.

Sin embargo, tal vez debimos haber encendido las alarmas mucho antes y haber considerado como sobreabundante  y  descontroladas el crecimiento de las napas.  Pero ya está. Ferrari Bono lo tenía bien claro hace 20 años.

Pero nunca tuvo Ferrari Bono en claro, que las obras “hidráulicas destruyendo recursos convectivos en los humedales aledaños a los cursos intervenidos y en sus bordes de tranferencia, eran las principales promotoras de esta debacle. FJA

 

En el año 2003 nos visitó el Ing. alemán Caspar Linder del Servicio de Expertos Señiors de Alemania, y en su visita de 15 días me remarcó con carácter de grave el nivel de las napas de una amplia zona que recorrimos juntos desde Pehuajó hasta Rosario. Hubo un momento notable a considerar en esa visita, cuando recorriendo por distintas rutas vimos varios  sistemas de riego de pivote central en medio de enormes lagunas. ¿Cómo pudo suceder ésto? se preguntaba Caspar, ¿Nadie se dio cuenta de lo que estaba pasando?

Parece que no. Caspar Linder lo tenía bien claro hace más de 15 años… a tal punto que antes de subir al avión me lo recordó y remarcó: preocúpate primero de las napas que están en una condición alarmante.

Sin embargo, a nivel local, no se habla del tema, o peor aún se niega su problemática y su influencia, como la presión de las enormes retenciones de agua en las tierras altas  sobre las napas de los terrenos de cota inferior.

Hay situaciones que dicen: “se apartan de la hipótesis del flujo pistón, adoptando el agua caminos preferenciales en función de la alta variabilidad espacial de las propiedades del medio poroso”. (CONICET)

¿Qué quieren decir con esto? Que han encontrado derivaciones subterráneas por porosidad en tipos de suelo acordes a ello. Así también percolaciones en suelos arenosos, que se abren como venas y se cierran cuando la presión del otro lado se empareja, y es entonces que una nueva percolación comienza a derivar en un lugar distinto… A algunos lugareños les llama la atención cuando aflora agua sin demasiadas precipitaciones, preferentemente en bajos o cañadas hasta sus cotas máximas, mientras otras permanecen secas o apenas encharcadas, pero serán las víctimas de los próximos derrames secretos del subsuelo, que indefectiblemente sucederán.

Y en el año 2017 vinieron los holandeses en pleno estallido de una nueva inundación apocalíptica de la llamada Cuenca de la Picasa, y hablaron de napas y de un futuro muy complicado para nuestra tan esperanzadora como rica Pampa Húmeda, sin embargo se calló todo sobre ese pronóstico.

Fue entonces que el senador provincial por el Departamento Gral. López: Lisandro Enrico, el que –inteligentemente- contrata una nueva misión del Servicio de Expertos Señiors de Alemania, como aquella del Ing. Linder, pero esta sería mixta, y una de esas especializaciones sería sobre el tema napas: ¡muy bien!. No sé si alguien conoce el resultado de la misma... ¿al cajón?

Es que el problema de la freática es un tema tabú del que nadie puede hablar.

Se necesita en estas circunstancias (aunque debió haber sido desde hace 30 años) un estudio permanente del comportamiento de las napas desde el Chaco hasta el sur de la provincia de Buenos Aires, y desde la serranía central hasta el mar. Pero ante la ausencia de éstos, al menos deberían tener la inteligencia y la humildad de consultar a los lugareños sobre sus experiencias, aquellos que viven en la tierra, qué notan en la conducta de los suelos, en especial, en su comportamiento húmedo.

Sin aprecios termodinámicos de sistemas naturales abiertos y enlazados es poco probable que un chacarero, aunque no imposible –de hecho este burro las observa-,_acerque fenomenologías de estos procesos. FJA

Ya he contado en otro artículo lo que viví en el año 2017, estando mi campo en una cota superior en 12 m al nivel máximo de inundación de La Picasa y a 5000 metros de distancia, sin existir punto más alto que me derive agua, vi aflorar la freática.

También cabe apuntar como novedad ordinaria, que a pesar de no estar ante un ciclo húmedo, cuando apenas llueven 20 mm, los charcos no se secan o no se absorben; cuando en otros tiempos una lluvia de 100 mm desaparecía en 24 horas de sol. En marzo de 1999 en mi campo llovió 920 mm, pudiéndose cosechar el 100% de lo sembrado sin ninguna encajadura. Da para pensar.Y estaban aún en ciclo húmedo

Esta región en la que hoy hay un exceso de lluvias superior a los 300 mm anuales (isohieta de los 1000 mm), compuesta por Buenos Aires, Córdoba, Santa Fe y La Pampa, ocupa un área de unos 120.000 km2 y sin cauces de descarga notables… allí se generan excesos equivalentes a lo que desagua al año el patagónico Rio Negro en el Atlántico, es decir, unos 31.000 millones de m3… sobre suelos saturados… sólo por la descarga meteórica… ¿y si encima derraman las cuencas serranas?

El Río Negro sufre un fenomenal proceso de pérdida de flujos de salida al mar -no menos de los 2/3 de lo normal- y es fruto del robo de energías convectivas por modificaciones de los perfiles de sus márgenes; en especial, por las invasiones obradas por las ciudades de Viedma y Carmen de Patagones. FJA.

Ver  https://www.youtube.com/watch?v=QqD21CRjfSw y  https://www.youtube.com/watch?v=XcMvSYwyHIo

¿Qué esperamos para construir salidas superficiales acordes a ello?    

¿Qué esperamos para hacer lo que corresponde? Y que esta bendición celestial no se transforme en una desgracia cada vez que a la naturaleza se le antoje.  La seguimos.

 

Respuesta inmediata a Franco, con copia a Eduardo y a Gaspar 

Hola Franco. Conocí a Ferrari Bono en el 2005 como perito en la causa B 67491 en SCJPBA, junto a Carlos Ballester, ex presidente del CAI. Mecanicistas ambos, al igual uqe todas las referencias que me acercas.

Todo el plan maestro del Salado está llamado por su atroz ineficiencia termodinámica destruyendo sistemas convectivos y así destruyendo la capacidad de transporte sedimentario de las aguas, que por ello todo el plan es una máquina de atarquinamientos extremos como ya lo probaron en el Pilcomayo que hoy pierte de 25 a 30 Kms anuales de cauce por estos atarquinamientos.

Hasta que no entiendan la diferencia entre "arrastrar y transportar" seguirán instalados en la jerga legal hablando de "aluviones y avulsiones". Cuando de hecho, esas manifestaciones son propias de los arrastres.

Los transportes de sedimentos merced a energías convectivas permiten viajes de más de 5000 Kms hasta lo más profundo del mar y conservando disociados estos sistemas de aguas continentales de las aguas saladas del mar. Dejan sus prolijas huellas en los fondos oceánicos sin ninguna arruga.

Las arrugas son propias de los arrastres sedimentarios, que en cursos con pendientes de más de 50 cm/km y altos regímenes pluviales son dables de observar. Tal el caso del Bermejo, que una vez que se acopla al Paraguay y luego al sistema paranaense ya lo hace con ricos recursos convectivos para sacar el 72% de toda la carga sedimentaria que llega al estuario del Plata y seguir sus viajes hasta 5000 Kms desde el parque nacional Baritú hasta los 5700 m profundidad.

Ver por http://www.alestuariodelplata.com.ar/viajesedextra.html

Te paso este http://www.alestuariodelplata.com.ar/pergamino2.html  que al promediar encuentra estas opiniones que siguen por Anexo II

 

Anexo II . Aclaraciones de una geóloga

http://www.baraderoteinforma.com.ar/por-que-se-inunda-pergamino/

Inés Quiroz es geóloga, especialista en hidrología. Hace 28 años es la encargada de monitorear nuestro acuífero, de las personas que más sabe sobre el agua subterránea de nuestra ciudad. En diálogo con Radio UNO, su panorama fue tajante: “Pergamino se va a inundar siempre, hay que enseñarle a la gente a inundarse y no mentirle”

 “La Presa no va a evitar una inundación, sólo nos dará más tiempo de acción”

La última crecida que tuvo a Pergamino desvelado, siguiendo minuto a minuto las condiciones del Arroyo y su caudal, no solo generó preocupación, también sorpresa. Hacía días que no llovía y sin embargo el agua no paraba de subir ¿A qué se debió?

“La última vez nos inundamos desde abajo, ni de la lluvia ni de la cuenca superficial” relataba Inés Quiroz ante los micrófonos de Radio UNO sobre las razones del fenómeno. “Además de la cuenca superficial que todos conocemos, Pergamino tiene una cuenca subterránea que llega bastante más lejos, y de ahí recibimos agua también, las napas fueron las que alimentaron el Arroyo y por eso lo hacían crecer”, continuó.

“Ocurrió cien veces, o sea, va a seguir ocurriendo, siempre. Es duro lo que digo, pero cuando nos hacemos cargo de algo que va a ocurrir siempre, dejamos de lamentarnos porque no hay obras hidráulicas”

Al ser consultada sobre las causas, la geóloga del Municipio de Pergamino desde hace más de dos décadas fue tajante, por un lado, la saturación de las napas subterráneas, y por el otro, el pésimo desarrollo que ha tenido la ciudad a la vera y cercanías del arroyo, ocupando así un área natural de evacuación del agua.

“Fueron loteados los terrenos de la planicie natural de inundación del arroyo, eso no tendría que haber sucedido nunca, pero con el paso del tiempo han ido loteando y siguen loteando: Las Lomitas, el Kennedy, etc. Lotearon lo que es un terreno natural de inundación de alivio de cualquier rio, en este caso del Arroyo Pergamino. Pertenecen a la cuenca del arroyo, pero es su planicie de inundación natural”.

En cuanto a la posible solución de la que se viene hablando hace años, Quiroz fue tan determinante como pesimista, una respuesta que se viralizó en los grupos de whatsapp de los pergaminenses que esperan la presa como solución ante el flagelo del agua.

“Yo sostengo que la presa va a ser una presa de alivio momentáneo, pero siempre se va a inundar Pergamino. Podrá retener 2, 4 o 10 o 12 horas el agua en la laguna que se va a formar pero nunca vamos a poder evitar la inundación porque por debajo va a haber igual movimiento de agua subterránea como la que llegó la última vez” y agregó “te demora la inundación, te da más tiempo, porque tampoco podés peligrar la represa. El máximo que retiene son 200 metros cúbicos por segundo, eso es lo máximo que deja pasar para que no nos inundemos. Cuando es más de 200 lo empieza a retener en el lago y cuando ese lago se empieza a llenar y llega hasta el tope de la represa tienen que abrir las compuertas y dejar salir toda el agua que ni te digo como arrastra. Tenemos unas horas, pero estamos en llanura, nos vamos a inundar igual”

“Cuando te avisan que van a abrir la represa para descomprimir el caudal, te inundas si o si, apenas te dan un margen de horas. No existe solución definitiva, no le mientan a la gente, no le digan que con la represa no se van a inundar más”

Como ejemplo a sus declaraciones, la geóloga dijo que “El Río Reconquista es la única presa en llanura, y si ustedes googlean van a ver que nunca dio resultado, por este tema de que el agua se va por abajo y no la podés retener” y agregó “Yo soy de Concordia, de Entre Ríos, (cota por encima de los 17,50 m respecto de las aguas del río Uruguay) ahí nos inundamos sí o sí, aunque esté la represa que nunca pudo regular. Allá les enseñan a inundarse, a autoevacuarse, pero no le mienten a la gente. No hay que mentir para que el vecino pueda actuar con la verdad, sino mañana se van a enojar porque van a gastar una fortuna en la presa y se van a inundar igual”.

Esta oriunda de Concordia nos señala que su ciudad siempre se va a inundar, a pesar de contar no solo con la presa de Salto Grande, sino con una cota 17 metros más alta que el nivel ordinario del río Uruguay. No tomar en cuenta tan elementales advertencias es estar en la misma luna.Y no estamos hablando de los ingenuos pobladores, sino de los ingenieros con el ingenio adormecido en un catecismo mecánico de 3 siglos. Ver http://www.alestuariodelplata.com.ar/pergamino2.html

 

... de un Ing. Agrónomo

Sin lugar a dudas, las consecuencias de los excedentes de agua que hoy vivimos vuelven a alertarnos sobre el uso y cuidado del suelo. Nicolás Bertram es Ingeniero Agrónomo del INTA y realizó una exhaustiva investigación sobre el ascenso de las napas en la Región Pampeana, unas de sus conclusiones fueron los cambios que se implementaron en el uso de la tierra y como esos usos, han ido modificando su capacidad de absorción.

“Bajo nuestros pies corre un río subterráneo, lo que se llama la napa freática. Lo que creemos que esta pasando a raíz de lo que estamos analizando nosotros y gente que sabe muchísimo más que nosotros es que esta napa freática se vino acercando. En la década de los 70 estaba a los 14 metros en la Región Pampeana y hoy está, como máximo, a un metro de profundidad. Entonces, este acercamiento de esta napa freática que esta por debajo de nosotros en regiones planas como la nuestra puede tener dos explicaciones: o esta lloviendo más o los campos están consumiendo menos agua”.

Ignora que las intervenciones en las márgenes del arroyo Pergamino roban los elementales recursos de energías convectivas que van transferidas a las sangrías mayores y menores por costas blandas y bordes lábiles y sin ellas los flujos pierden sus energías y encuentran la oferta de ir en sumergida . Bertram encuentra otra explicación. FJA

Y prosiguió: “Según nuestros análisis no esta lloviendo más que en la década del 70. Hablamos en promedio. Hay años de mas y años de menos precipitaciones. Cambio un poco la frecuencia y la intensidad, o sea, hay menos eventos de lluvia con mas intensidad pero el promedio anual termina siendo mas o menos lo mismo”.

– ¿Y entonces? ¿Por qué si llueve lo mismo, nos inundamos más?

– Bueno, lo siguiente que hicimos fue ir a investigar qué pasó con el consumo de agua que teníamos en los campos en la década del 70, eso sí cambio significativamente. En la región teníamos mucha más superficie de pastizales y pasturas que consumían mucha más agua durante todo el año y mucha más cantidad. El proceso de agrocultirizacion hacia el monocultivo fue un factor determinante, porque consumen agua en menor cantidad y durante 3 a 4 meses en el año.

– ¿No volvemos a demonizar a la soja y a la siembra directa?

– No está mal la siembra directa, en su momento fue una técnica muy buena, usada para de alguna manera conservar agua. Tampoco la soja es nuestro enemigo, el problema es que el ambiente no es el indicado para mantenerse equilibrado con la cantidad de superficie sembrada con soja. Entonces, son todas herramientas que ninguna por si sola es la culpable, pero si tenemos que entender que se dio un proceso donde casi 10 o 12 millones de hectáreas pasaron de pasturas perennes o un consumo de agua durante todo el año, al cultivo de soja que consume agua durante 3 o 4 meses en el mejor de los casos

– Para darles un ejemplo, una pastura base alfalfa consume entre 1200 y 1800 milímetros al año, o sea, si en nuestra zona llueven 900 los consume y el resto lo saca de su napa cercana. Un cultivo de soja o de maíz consume entre 600 y 400 milímetros al año, y llueven 900. Todos los años están sobrando entre 300 y 500 milímetros que van a recargar esa napa, por eso se nos achicó la maceta y hoy tenemos el agua en superficie. ¿Se entiende? Antes teníamos una maceta de 10 metros y hoy tenemos una maceta de 1 metro y a ambas le echamos el mismo balde de agua. Ahí están explicados los excesos hídricos de la zona en general. Después por supuesto, que hay casos mas graves si hay obras o no, si la construcción de los countries influyó o no.

Para concluir con sus perspectivas en torno a los fenomenos de inundación que estamos viviendo, Bertram fue en la misma dirección que Quiroz, “las obras van a ayudar, pero lo que nos dice Ángel Menendez que es un investigador del Instituto Nacional del Agua es que el fenómeno de la napa freática no lo vamos a frenar con obras, aunque las obras nos van a traer más tranquilidad”.

Por el contrario, no ceso de aclarar que buena parte de la solución consiste en dejar de fabricar sarcófagos hidráulicos, responsable de la ruina de los sistemas naturales destrozados por obras que buscan paliar inundaciones a costa de destrozar los sistemas naturales con mirada puesta en la vara mecánica

 

Anexo III

¿Cómo calificar el “vaso”? ¿Cómo identificar "la presa"?

Con este panorama no sería de extrañar que la ciudad se inunde tan solo por tener agua acumulada en la presa. Si el freático subió 13 metros, con ayuda de la presa no habrá cemento capaz de impermeabilizar la ciudad. Flotará o se hundirá como Méjico o Bangkok o Nueva Orleans o Venecia. Esto ya lo vamos a comenzar a reconocer en la planicie intermareal donde se han cometido los mayores crímenes hidrológicos e hidrogeológicos y hoy no reconocen a un río Luján sacando el 99% de sus flujos ordinarios al estuario por el freático

La ciudad es la "presa" de las ambiciones ciegas de sus habitantes y del silencio de la DIPSOH y de la ADA y del OPDS y de la Fiscalía por no denunciar al gobierno municipal por todas las faltas cometidas y jamás llevar adelante las tareas de control que les competen. Fueron y siguen siendo socios en materia de necedades.

Recuerdo que esas franjas de conservación ley 6253 y art 5º de su decreto regl. 11368/61 que se comieron, son los humedales que siempre acompañan a los cursos de agua de llanura y por cuyas costas blandas y bordes lábiles van de contínuo las energías solares (convectivas) a las pequeñas y grandes sangrías transferidas.

No hay río de llanura que alcance a dinamizar sus flujos ordinarios sin estos aportes de las baterías solares aledañas. La primera función de los humedales no es hospedar flora y fauna, sino dinamizar las aguas. Esa 1ª función viene acreditada en el primero de los 4 enunciados apuntados en el par 2º, del art 6º de la ley Gral del Ambiente.

Recuerdo la tipificación criminal que nos apunta el art 421 bis del Código Penal Federal de la República de Méjico respecto de la liquidación de humedales.

El concepto de avenida de inundación nos permite imaginar el área de reserva para atender los escurrimientos de los eventos máximos. Pero nunca consideramos que los esteros y bañados aledaños que siempre acompañan a los cursos de agua de llanuras son la base de acopio de las energías que sostienen sus dinámicas. Esas áreas funcionan como formidables cajas adiabáticas naturales abiertas, que se enlazan por gradientes de ligera menor temperatura fundando así sus "advecciones", sus desplazamientos horizontales.

Aclaraciones elementales

Crecida de 100 años de recurrencia: 67,7 m IGN. Esto es, entre 10 y 12 metros por encima del nivel normal. El sarcófago hoy resiste crecidas de 5 m. antes de comenzar a anegar la ciudad.

Pendiente promedio de 40 cm/Km. Pero al parecer, en el cruce por el sarcófago urbano la pendiente es algo mayor, lo que permite inferir que la manzana de Newton tiene aquí algo para decir. Nuestros dos sinceradores anteriores no hicieron mención al hecho que que cualquier tipo de represa elimina de cuajo todo tipo de energías convectivas que se hubieran hasta allí acumulado.

Pero para el caso que tratamos, ésta no tendrá mayor participación, pues toda recuperación de la avenida que alcancemos a lograr en el espacio urbano tendrá que ir destinada a generar un mayor sarcófago para poner más carne de Newton en el asador.

Dado que contamos con energía gravitacional pues en este cruce urbano las pendientes parecen mayores a 50 cm/Km, bastante más sencillo es estimar la veracidad de las estimaciones en función de esos mayores anchos de la avenida del arroyo.

Señalar que a excepción de la geóloga Quiróz nadie ha dicho media palabra del origen de estas calamidades fundadas en los apetitos para devorarse los suelos de la avenida que pertenece al arroyo, me mueve a destacar el silencio de los funcionarios de la DIPSOH, de la ADA y del BID que en ningún momento apuntan a estos crímenes hidrológicos cuyo respaldo en el art 200 del CPN y del art 421 bis del Código Penal Federal de la República de Méjico los tiene bien tipificados. Mucho menos acercan noticia de sus imprescriptibilidades.

¿A qué entonces vamos a seguir a pie juntillas los dictados de quienes organizaron las consultas específicas y significativas y a las paupérrimas preguntas de los 33 vecinos que concurrieron a la del 26/9?

¿No es acaso una vergüenza que tratándose de tan ilustradas instituciones oculten en sus EIA la inexistencia de los EEEHP (Estudios de Ecologías de ecosistemas Hídricos en Planicies) que por presupuestos mínimos son los primeros que deberían salir a relucir si respetaran el orden de los 4 enunciados del par 2º, del art 6º de la ley 25675?

Si no miran por estos EEEHP cómo probarían que 1º, antes de darse a formular EIAs, han mirado por el equilibrio de las dinámicas de los sistemas ecológicos tal cual se los indica el 1º de los 4 enunciados.Es obvio, que sin mirar por ese orden, todo lo que sigue es canto o lamento de sirenas.

Si estamos frente a crímenes de larga data que en ningún momento han sido denunciados en Justicia por los pobladores de Pergamino, es porque están todos de acuerdo en seguir cometiendo esos crímenes que por lucir imprescriptibles en algún momento tendrán que hacerse cargo.

Pero pedir que el dinero de los jubilados o de los combustibles vaya a parar a seguir haciendo mamarrachos "hidráulicos" a manos de hijitos dilectos de Newton que solo sueñan con hacer más obras, sin importar cuán inútiles y ruinosas sean, es algo que merece llegar hasta Washington y ventilar las orejas de los responsables de las oficinas anticorrupción de Integridad Institucional y del Mecanismo Independiente de Consulta e Investigación (MICI) del BID para impedir que estos crímenes sean ignorados y estos despilfarros sigan sin encontrar límites.

La Geóloga Quiróz mencionó la inutilidad de la presa de llanura Francisco Roggero en la cuenca alta del Reconquista y olvidó comentar que el 31/5/85 esa presa resultó tan inútil, que ese día hubo en esta cuenca más de 100.000 evacuados y perjuicios para las arcas provinciales por más de US$ 240 millones.

Todas las recetas aplicadas por los mecanicistas de turno en los últimos dos siglos en cursos de planicie han resultado en definitiva funestos, por no decir criminales, acabando con la dinámica ordinaria del curso de agua.

Todos los tributarios urbanos que alguna vez asistieron a la gran reina del Plata están hoy soberanamente muertos. Más muertos que Tutankamón. Y de ello nuestros ingenieros hidráulicos no solo no han dicho la más mínima palabra, sino que siguen adelante con sus catecismos newtonianos con la batuta que sea.

Por este motivo estimo más presta pasar la información por medio de imágenes que apuren los sentidos, antes de imaginar a los lectores de estos textos dispuestos a sumergirse en cambios de paradigma, tan elementales como señalar que las ecologías de los ecosistemas no conforman ciencia, sino que se aprecian como sus hermanas complementarias opuestas; enlazando lo que las ciencias particionan.

Para completar este panorama, reitero, desolador para nuestros mecanicistas, cabe recordarles que en el glosario de la ley provincial 11723 tienen bien conceptualizado el sentido de la voz ecosistema como: Sistema relativamente estable en el tiempo y termodinámicamente abierto en cuanto a la entrada y salida de sustancias y energía. Este sistema tiene una entrada: energía solar, ... y una salida de energía en la hidrósfera: los sedimentos.

No solo tenemos que dejar a Newton descansar en paz, sino que también tenemos que dejar en paz a la termodinámica de cajas adiabáticas cerradas -2ª ley y concepto clásico de entropía incluídos-, para comenzar a ejercitar mirada en sistemas termodinámicos naturales, abiertos y enlazados.

Las imágenes que siguen apuntan casi en exclusiva al sarcófago para mostrar algunas de sus debilidades y así estimular a que estos mecanicistas propongan dónde sacar rebanadas que permitan, Plan regulador mediante, ir reconstruyendo la avenida del arroyo.

NI BID, ni presas, ni dinero provincial. Estas torpezas son solo atribuibles a los funcionarios municipales y al silencio cómplice o demasiado ingenuo de sus habitantes.

La ley 6253 de conservación de desagües naturales rige desde 1960. Su decreto reglamentario 11368 /61 nos indica en su art 5º la obligación de dejar un ancho mínimo a cada lado del arroyo no menor a 100 m y en su art 2º la prohibición de modificar los perfiles naturales de esos suelos.

Con un simple topógrafo hacen el inventario pertinente. Para eso no necesitan subsidios. Desde luego, en algún momento tendrán que pasar por el confesionario. Inútil pedir milagros. Bastante milagro sería que entiendan estas advertencias.

Francisco Javier de Amorrortu, 22 de Diciembre del 2017

Hasta que no empiecen a mirar por termodinámica de sistemas naturales abiertos y enlazados seguirán enredados con holandeses, chinos, americanos y alemanes, todos metidos en la tumba de Newton. Un abrazo Francisco